El gigantismo de las aceras


                     La falsa peatonalización de la piñata

        Las obras de la calle Carlos Ramírez de Arallano llevan más de tres meses en curso, solo para agrandar las aceras, dificultar la maniobrabilidad de los coches, autobuses urbanos y vehículos pesados que luego tendrán que pasar por allí. Dicen que es una obsesión común a los dictadores el modificar el espacio urbano a su antojo, en busca de una monumentalidad exagerada.

             La propaganda y los vídeos oníricos presentan la obras de un modo que luego no coincidirá en nada con la realidad finalizada. La falsa peatonalización de esta zona de la ciudad, y de otras,  solo se plasmará en la eliminación de aparcamientos públicos gratuitos, en el gigantismo de las aceras, con unos pasos de peatones desproporcionados, y en las dificultades para la carga y descarga de vehículos en los comercios de la zona, aparte del estrechamiento de los carriles de circulación en la calzada. No servirán de nada todas estas obras, porque no son espacios que luego pueda utilizar los ciudadanos melillenses para el ocio, o para el juego de los niños. Es añadir más cemento gris a la ciudad. No son nuevas zonas verdes. son solo explanadas.

        Se sigue enterrando dinero en el suelo y se edifica una ciudad cada vez más gris, color escogido para el Palacio de La Asamblea. Gris es el color del cemento. Melilla se ha vuelto gris. Es el color imperante. El estado de obras se prolonga durante meses, cuando solo se trata de agrandar las aceras.

Nota: https://elalminardemelilla.com/2014/07/13/real-y-arellano-obras-que-no-se-entienden/

Anuncios

14 Respuestas a “El gigantismo de las aceras

  1. Nada que objetar al exceso de gris y la ausencia de verde en una ciudad tan necesitada. Pero el resto del artículo está bastante desenfocado.

  2. ¿Faltan aparcamientos o sobran coches?

  3. Se supone que el plazo para finalizarlas es de 5 meses…. pero aquí las fechas son algo “simbólico”…. un tramo del paseo marítimo que estaría cortado al tráfico durante 10 semanas van ya por la semana 23…. en el Barrio Industrial de 4 semanas han pasado a 10….

  4. El artículo es muy enfocado y bien dirigido, aún así existe el derecho a discrepar de mi enfoque. Llevamos 5 millones de euros enterrados en falsas peatonalizaciones. Esto es agrandar las aceras, reducir la fluidez del tráfico, dificultar los aparcamientos, y no aporta ningún beneficio a los peatones. No se puede hacer nada en estas zonas de aceras agigantadas.

    • Digo desenfocado porque hace ya rato que en España y el mundo hemos aprendido cómo se hacen calles. Y un elemento indispensable es que los espacios peatonales sean mayores. Y para nada se dificulta el tránsito: toda Melilla es un monumento al coche (las rotondas son ejemplo de ello), cuando la única forma de propiciar su uso racional es precisamente haciéndolo incómodo: menos aparcamientos, menos capacidad de correr, etc.
      Otra cosa es que lo hagan mal (es como el deporte para la salud: lo ideal es hacer poquito pero todo el tiempo, en todos lados, no “matarse” una hora al día 3 veces por semana en un gimnasio encerrado), que el cemento por el cemento en África es un suicidio, y el montón de cosas que por ejemplo la gente de las bicicletas lleva diciendo durante años.
      Por eso decía lo del enfoque. He ido a varias conferencias de gente que sabe a Melilla y lo he visto clarísimo.

  5. A Melilla le sobra cemento y le falta espacio. Yo no tengo la culpa de que el gobierno que dice, en su propaganda, devolver la ciudad a los peatones, sea el que más cemento ha creado, el que más carreteras ha construido, y el que ha incumplido la promesa de crear un carril bici. Son otros los que tienen las contradicciones.
    Agradezco mucho que sigáis considerando este blog como lugar de debate y en donde se puede expresa la discrepancia. La realidad ya no coincide con la propaganda.

  6. Dificultando el ya de por sí caótico tráfico de Melilla, no conseguirán nada. Las rotondas de Duquesa de La Victoria solo sirven para entorpecer el tránsito rodado. No han resuelto ningún problema. La ampliación de las aceras y la eliminación de aparcamientos no han aportado mejora alguna a los peatones.
    Carecen de un plan para la ciudad.

  7. Hacer peatonal una calle con un gran volumen de tráfico, con unas aceras ya amplias junto al Parque Hernández lo veo una chorrada…. puede quedar muy bonito, no lo discuto, pero es util ??? es necesario ???
    No sería más útil para los ciudadanos, por ejemplo, hacer accesibles calles que comuniquen con varios barrios, como General Pintos, Fernández Cuevas, Avenida Donantes de Sangre, General Astilleros y Polavieja….

  8. Eso sería pensar, Uno de Melilla, y es justamente lo que no hacen. Poner trabas y dificultar la circulación rodada en Melilla, en las vías de entrada y salida de los barrios, de acceso a los Colegios, es un suicidio urbano.
    No están peatonalizando nada, solo dificultando la circulación.

  9. En Melilla no hay espacio para ensayos. Hay 60.000 coches censados en la ciudad. ¿Cuántos están ahora mismo rodando en nuestras calles?. El exceso de rotondas está dificultando de manera notable el tráfico rodado. Muchas rotondas son obstáculos y no distribuyen el tráfico. La planificación urbana es nula. No hay sitio para más. No podemos comernos los coches, ni arrojarlos al mar.
    No se pueden malgastar 4 millones de euros en falsas peatonalizaciones.
    Sigo creyendo que el artículo tiene un planteamiento correcto. Quizá no estemos hablando de lo mismo.
    Aparte de todo, todo está mal hecho. No han resuelto ningún problema y los han agravado. La falsa entrada peatonal al Parque Hernández, ha modificado el trayecto del autobús urbano. Los mismos gobernantes dificultan la actividad del transporte público.

  10. El problema de las rotondas es el no conocer como se circula por ellas… si vas bien te la juegas con los que la toman como si fuera una recta…. a esto se le añade la falta de educación y civismo que impera en la ciudad…

Lo que se ha podado retoña; lo ahuyentado vuelve, lo extinguido se enciende; lo adormecido despierta otra vez. Poco es , pues, podar una sola vez; es necesario podar muchas veces, continuamente, si es posible.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s