Archivo diario: 3 diciembre, 2015

Imágenes de diciembre


       El sol frío de diciembre deja de verse en Melilla casi media hora antes de su puesta real. La ciudad está situada al nivel del mar, en el borde de la falda de una montaña de casi un kilómetro de altura. También está rodeada de mesetas, como la de Zoco el Had, y esto hace que la luz solar se apague sobre la ciudad antes que la meseta situada detrás del Monte Gurugú. La humedad del mar entra implacable sobre Melilla e inunda calles y plazas., tras el abandono de la protección solar.

         Hemos dejado de escribir sobre lo que acontece. Es tiempo de observar y de ver. Hay muchas más cosas de lo que podemos darnos cuenta. La realidad es más profunda, aunque la visión superficial lo domine todo. Es el ritmo frenético que nos imponen el que nos impide fijarnos bien en lo que sucede. Para poder observar la realidad, alcanzando lo más posible la verdad, hay que detenerse. Lo que nos muestran es mentira, un inmenso engaño. Hay otro modo de ver las cosas, pero las circunstancias no nos permiten contemplar siempre esa otra cara de la moneda que todos vemos.

          Acercarse demasiado a la verdad quema, la cercanía a ella altera para siempre nuestra visión. No es posible contemplarla cara a cara, del mismo modo que es imposible acercarse al centro de La Tierra. La superficie es fría y rígida, pero solo es una  apariencia; apenas una fina capa sobre el interior, compuesto de líquido ardiente.

            El Alminar es imagen y palabra, que existía desde el principio.

Anuncios