Archivo diario: 6 enero, 2015

La Cabalgata desbordada de 2015


Más trabajo y menos samba

       Nunca se había visto una afluencia de público así en el centro de Melilla. Era casi imposible caminar por las colapsadas calles del recorrido de La Cabalgata de Reyes. ¿De dónde salió tanta gente, bajó toda la ciudad a ver la Cabalgata?.  Estas preguntan encontrarán respuesta en los próximos días. El caso es que el centro de la ciudad y la propia Cabalgata, a la que costaba seguir por su inusitada velocidad, estaba desbordada de público.

        El recorrido estaba blindado por las vallas, creando en ocasiones demasiadas estrecheces para el tránsito ordenado de los ciudadanos. Como siempre se vivieron momentos de avalancha durante el lanzamiento de caramelos, de hecho parecía que los propios Reyes magos tenían miedo de lanzarlos y lo hacían con reservas y escasez. En el instante final todo se desbordó y la circulación del tráfico rodado se mezcló con el retorno del masivo público asistentes. La Policía Local pareció desaparecer en algunos puntos, y se vio desbordada por la situación en otros.

               La Cabalgata pareció más corta de lo anunciado, y con un exceso de samba y salsa que le dieron un aspecto demasiado tropical, poco apropiado para Los Reyes Magos. Ya no desfilan pastores ni personajes del Belén. No había estrella de Oriente y sí acudió al desfile Blancanieves y su Príncipe.

                  En conjunto ha resultado una Cabalgata extraña,  discotequera, muy rápida y con una afluencia de público por encima de cualquier previsión.

Anuncios