Profecía del fin del capitalismo


                              Είμαστε όλοι Έλληνες- Todos somos griegos

           No estamos ante una crisis económica mundial, sino asistiendo al colapso final del capitalismo, predicho por Karl Marx y Federico Engels en el libro más actual: El Manifiesto Comunista. No solo las leyes tienen espíritu, sino también los manifiestos. La literalidad puede desvanecerse con el paso del tiempo, pero el espíritu no, ese se mantiene. Al pobre, al débil se le aplica la ley en su literalidad, y al poderoso ni siquiera eso. Ellos no necesitan cumplirlarla. En donde empezó La Democracia, en Grecia, debe iniciarse también el fin del sistema económico capitalista, el más salvaje de todos.

             Un fantasma recorre Europa, el de la izquierda de Podemos y Syriza, y contra ese fantasma se han conjurado la Santa Jauría (Fondo Monetario Internacional, Banco Centra Europeo y todas las fuerzas reaccionarias concentradas en lo que conocemos  Mercados.  Con ligeras variaciones, este es el inicio del Manifiesto Comunista de Karl Marx.

                  El poder público (El Estado) es pura y simplemente un consejo que gobierna los intereses colectivos de la clase burguesa. La burguesía, la clase más revolucionaria de la historia, destruyó las viejas relaciones feudales y no dejó en pie más relación entre las personas que el simple interés económico, el del dinero contante sonante, y enterró la dignidad personal bajo el dinero. Sustituyó el régimen de explotación feudal, por régimen de explotación franco, descarado, directo y escueto.

                   La burguesía solo puede existir revolucionando constantemente los medios de producción y provocando a su vez transformaciones sociales. La burguesía va concentrando cada vez más los medios de producción, la propiedad y la población del país (cada vez son menos personas las que acumulan más capital y propiedades y su poder de transformación es más grande). Las crisis económicas, cuyos ciclos periódicos suponen una amenaza para toda la sociedad burguesa , además de destruir una gran parte de los productos elaborados, aniquilan también una una gran parte de las fuerzas productivas existentes, desatándose auténticas epidemias sociales. La sociedad se ve retraida a un estado de barbarie momentánea. ¿Cómo se sobrepone a la burguesía a las crisis económicas?. De dos formas: destruyendo una gran parte de las fuerzas productivas y conquistando nuevos mercados, a la par que explotando más concienzudamente los antiguos.

              En la misma proporción que se desarrolla la burguesía, el capital, se desarrolla también el proletariado, esa clase obrera moderna, que solo puede vivir encontrando trabajo, y que solo lo encuentra en la medida en que éste alimenta el incremento del capital. El obrero, obligado a venderse a plazos, es una mercancía como otra cualquiera sujeta, por tanto, a todos los cambios y modalidades del mercado, y a todas sus fluctuaciones. Karl Marx

        Grecia, en donde empezó la democracia debe acabar el capitalismo

                Sorprende la exactitud, el rigor y la vigencia del análisis económico de Karl Marx. La voracidad de la burguesía y del capital, está destruyendo la sociedad, pero también a esa misma clase dominante. La termita que supone la corrupción es inherente a este sistema y a las clases dominantes. También es verdad, que no puede existir este sistema sin las fuerzas productivas, los obreros (que lo somos todos, desde el más humilde trabajador de la limpieza, hasta la jueza o el cirujano). Por eso afirmaba el fundador del marxismo que el capitalismo lleva dentro el germen que habrá de destruirle, esto es, la clase obrera, cada vez más especializada y más capaz.

              Es pues la hora de poner en marcha las fuerzas que hagan volcar el carro diabólico del capitalismo, y de su perverso bastardo, el neoliberalismo. En medio de esta crisis salvaje, que ha producido estados de miseria en Europa como no se recordaban desde la Edad Media, han surgido nuevas formaciones políticas: Podemos y Syriza, capaces de crear nuevas ilusiones, y de incorporar a la transformación social y a la lucha política a cientos de miles de personas abandonadas por el sistema. Es la hora de cambiarlo todo, para todos y para siempre.

Anuncios

22 Respuestas a “Profecía del fin del capitalismo

  1. Hospitalario en tu última profecía acentuaste repetidas veces con ímpetu que Rajoy adelantaría las elecciones. Ahora sabemos que Rajoy aseguró que agotaría la legislatura. La crisis nos la endosó Zapatero y su gobierno. ¿Es tan difícil para ti reconocer esto? Nos dejó un montón de personas paradas y una crisis con todo su esplendor que ZP negaba y el Partido Popular se ha visto con el cadáver, con un país ROTO por todos sitios y hecho unos zorros.

    Pero claro, IGNORAS a lo mejor, que siempre que el PSOE/La izquierda destroza las cosas como a ellos les viene en gana y que después CULPAS a la derecha (PP) para que arregle todo, eso exigiendo además de que debe ser “ipso facto”.

    No me creo que no te enteres de la existencia de la misma.

    Salud compañeros.

  2. ¿Profetizó eso? No lo sabía. Pues fíjate que yo apostaría a que no la acaba. Claro que igual es mi inocencia, que me lleva a pensar que todavía les queda algo de vergüenza.

  3. He entrado para decir otra cosa. No quíero que pase el día sin dejar constancia de la suerte que tenemos al contar con una voz incansable para clamar por la justicia y para denunciar la corrupción y la falta de ética política sin doblegarse. Eso es lo que hace a un verdadero profeta para mí, con independencia de que acierte o no siempre en sus predicciones.
    No obstante, espero con ansia que en esta ocasión seas un profeta completo y se cumpla lo que dices.
    Que los dioses y los griegos te oigan.

  4. Lo que no se puede es ser parcial: ignorar los causantes de la crisis (La izquierda), y después culpar a la derecha (PP) por no arreglar el desmadre de los Socialistas. Sin olvidar que cuando llegó Jose María Aznar al gobierno había una herencia felipista: una crisis de miedo.

    Estas son las herencias que nos deja siempre la izquierda socialista a la derecha.

  5. Rajoy adelantará las elecciones. A noviembre no llega.

  6. Otro mundo es posible y eso le causa miedo a la derecha.Están ricamente acomodados y siguiendo los consejos y acatando sin rechistar las ordenes del Dios mercado y sus carroñeros financieros. Y ven en Grecia la orejas al lobo. Así que toca meter miedo al sufrido pueblo, al que tanto quieren y al que machacan sin piedad, cargándose todo lo que huela o sea público. Es mejor, privatizarlo todo y que los de “siempre” se repartan la tarta entre ellos. De Atenas viene un aire puro y fresco, que barrera la suciedad y corrupción, así que no me extraña que aumente el turismo hacia Suiza y otros paraisos fiscales, que por cierto serán los mismos que dicen amar a la patria.

  7. Puede que no llegue a noviembre, cabe esa posibilidad Hospitalario, pero sigues culpando al PP de lo que otros hicieron.

    Eso es no querer aceptar lo que es evidente.

  8. Νίκη, Νίκη, Νίκη

  9. Oye hospitalario que nos tienes que decir acerca de la victoria de Syriza? Estás muy callado. Crees que cumplirá con sus propuestas o es más de lo mismo.

  10. ¿Has leído esta entrada, te queda alguna duda de qué lado estoy?. ¿Qué más quieres que diga?.

  11. Pues claro que la he leido, yo siempre leo todas las entradas. Solo que esta la has centrado mucho con citas de Marx y Engels. Hoy hacen falta ideas nuevas para comprender el futuro.

    Decir que no estamos en una crisis no sé en qué país vives tú. Lo que yo te preguntaba era si crees que Syriza era la ÚNICA esperanza para Grecia y si crees que vaya a ser muy diferente a lo que ya hemos visto.

  12. Syriza era la única esperanza para Grecia. Los viejos partidos eran cascarones vacíos y huecos. En España pasa lo mismo. La gente está deseando deshacerse de los viejos partidos. En cuanto tenga la posibilidad de votar a los nuevos, como Podemos, lo harán.
    Los cambios en Grecia van a ser visibles y en cuanto a España. El cambio ya ha empezado a producirse. La vieja política está condenada a desaparecer.

    • Hola Hospitalario, a ver si nos puedes aclarar en cuanto a que la vieja política está agonizando: con ello quieres decir que Syriza/Podemos pondrá en marcha a “nacionalizar” o “estatalizar” y romper la economía de Mercado? En todo caso no crees que Syriza solo pedirán que la deuda se alarge en el tiempo, poco más.

      Tu ves con buenos ojos que el nuevo Gobierno, le corten el grifo y Grecia termine peor de lo que está ahora? No entiendo tu alegría porque un partido haya ganado en Grecia.

      Salud compañeros.

  13. betty berges y marie noële las francesas

    ese una buena esperanza para GRECIA yo lo pienso ….ese una otra y nueva vida para ellos…MEJORA qué ANTES…

  14. Si tan seguros están de las maravillas que hacen. Por qué tanto miedo y además no se cansan de pregonar los males que caerán sobre los posibles votantes de Podemos.Los de la derecha nacional, se tomaban a broma a los griegos de Syriza, pero se les ha cambiado el semblante. Porque van a tener que hacer las maletas y claro, adiós privatizaciones y compañeros de viaje. Salud y Libertad

  15. Buenas tardes hospitalario, cuando dices que estamos asistiendo al colapso final del capitalismo….paradójicamente Tsipras pretende salvar el capitalismo. Te adjunto un artículo interesante sobre el tema; “El Minotauro global” de García Domínguez. Después de leerlo y si no es muy pesado, me gustaría saber tu opinión.

    Saludos.

  16. http://economia.elpais.com/economia/2015/07/06/actualidad/1436135820_612063.html

    Otra vez los griegos dando ejemplo de democracia. Sin dejarse amedrentar por amenazas, chantajes, cortes de liquidez; sin “regalar la derrota”, como dice Monedero.
    No sé qué significa la palabra griega que has puesto, imagino que algo como hurra. ¡Tres hurra otra vez para Grecia!
    Es interesante ver la opinión de un premio Nobel de Economía, mientras El País sigue insistiendo en su línea de insultos y descalificaciones, como el vendido que es.

Lo que se ha podado retoña; lo ahuyentado vuelve, lo extinguido se enciende; lo adormecido despierta otra vez. Poco es , pues, podar una sola vez; es necesario podar muchas veces, continuamente, si es posible.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s