La memoria de La República


La lucha por la memoria de Carlota Leret O´Neill

     La República fue vencida, y su memoria ultrajada y enterrada, hasta tal punto, que el diccionario de la Real Academia Española sigue recogiendo esta acepción: “lugar en donde reina el desorden”, en lo que es clara una antinomia, república y reinar.

        Cuando alguien, en este caso Carlota Leret, quiere recordar y rescatar la memoria de sus padres, debe demostrar que no  alberga, ni le embarga, el más mínimo deseo de revancha, aunque sea desde el punto de vista histórico. Lo que queda de manifiesto, en los herederos ideológicos y biológicos del franquismo, es que siguen sin perdonar a los derrotados.

        Solo así puede entenderse la cadena de afrentas que ha recibido Carlota Leret en su última visita a Melilla. El patronato de la UNED le denegó la publicación del libro Romanza de las rejas, pese a que es una obra mundialmente conocida. La Consejería de Cultura y sus entidades adláteres, le denegaron la posibilidad de que “Las romanzas” fueran leídas en el renovado fuerte de Victoria Grande, lugar en donde estuvo presa su madre, la escritora Carlota O´Neill y en donde escribió sus romanzas.

           Son actos con una gran carga simbólica, y ese es el motivo por el que le han denegado los permisos. Por eso mismo,  nadie se atreve a dar la cara y decir: yo fui el que denegó el permiso a Carlota Leret. Siguen detentando y ostentando sus cargos de representación pública, pero ya sin honorabilidad política alguna. Lo sucedido con Carlota en Melilla, no tiene justificación de ninguna clase. Una ciudad que se comporta así, no puede aspirar, ni merece convertirse en Patrimonio de la Humanidad.

                        La dignidad de Encarna León

         Fue un  ejemplo digno de ser señalado y reconocido. La escritora malagueña afincada en Melilla, presentó en ese mismo lugar (Victoria Grande), un poemario el pasado 24 de abril. Ese fue el precedente por el que Carlota Leret solicitó la presentación de libro de su madre en ese siniestro lugar. No por afán de revancha.

           Encarna León podría no haber acudido a la presentación, celebrada en la UNED el pasado 12 de noviembre. Sin embargo, sí lo hizo y aguantó el chaparrón crítico que una “dolida Carlota” le echó encima. No solo hizo eso, sino que esperó pacientemente hasta el final, se acercó hasta Carlota Leret y allí mantuvo una charla con ella, en la que le ofreció sus disculpas por lo sucedido, y le recalcó que ella también que el lugar idóneo para la presentación era  Victoria Grande.

                             La romanza de las rejas

         La presentación del libro de Carlota O´Neill es el epílogo a quince años de lucha de su hija Carlota, por recuperar tanto la memoria de la escritora (su madre), como la del comandante aviador Virgilio Leret (su padre). Ha conseguido ambas cosas. Su nombres son ya inmortales, e incluso la propia Carlota es historia viva. Como ella dijo en un momento dado, dirigiéndose a los asistentes: Piensen que están ante la única testigo del inicio de la Guerra Civil en Melilla. La afirmación resultó demoledora. Además de sus amigos, Carlota estuvo acompañada por su hija Laura Salas Leret, y por su marido, el doctor en Derecho y experto en Derechos Humanos Héctor R. Faúndes.

       Tanto la  introducción del historiador Vicente Moga, como  la lectura de las romanzas a cargo de la periodista Begoña Rubio, no pudieron ser más acertadas. Todos, menos las autoridades culturales, estuvieron a la altura de las circunstancias, y de lo que merece Carlota Leret, un ejemplo de lucha, de tenacidad y de tesón, por situar la memoria de sus padres, en el firmamento en el que ya brillan. El acto fue organizado por la asociación cultural Ateneo.

Anuncios

38 Respuestas a “La memoria de La República

  1. Hay cosas que no llego a entender. Esta es una de ellas. ¿Qué razón han esgrimido para denegar el permiso? No lo entiendo.
    La presencia en este acto de Doña Encarna León dice todo a favor de esta profesora y poetisa intelectual.

  2. No le dejaron leer los poemas en Victoria Grande, por los motivos aquí expresados.

  3. ¿Esta ciudad pretende ser Patrimonio de La Humanidad?. ¡Qué la metan en la ruta franquista!, junto al Valle de Los Caídos, El Ferrol, la comarca de Llanos del Caudillo y algunas otras más. En esa ruta ostentaría la capitalidad.

  4. ¿Patrimonio de La Humanidad? De donde sacas eso?

    Enfadarse por el lugar de la presentación me parece cuando menos, absurdo. Es inexplicable que a algunas personas se los trate con desaire.

  5. La campaña Melilla Patrimonio de La Humanidad es una ocurrencia propagandística de este Gobierno. En cuanto a lo que tu calificas como “desaires”, yo los llamo afrentas en toda regla.

  6. La ciudad olvidadiza

    Melilla la ciudad adelantada
    ha impedido la presentación
    del libro de poemas de Carlota
    O’Neill:Romanzas de las Rejas.
    En el fuerte Victoria Grande
    donde sufrió y penó condena
    por ser una persona solidaria
    y comprometida con la verdad.

    Hay ciudadanas/os melillenses
    buenos,sensibles y tolerantes
    que pensaron que había llegado
    la hora de rendir un merecido
    homenaje a una gran intelectual
    periodista, escritora y humanista.

    Y que los representantes locales
    de la ciudad con su Consejera
    de Cultura al frente autorizarían
    el evento poético en el susodicho
    fuerte, no solo no sucedió esto
    La Consejera de Cultura tampoco
    asistió a un acto cultural cargado
    de buena poesía y de sentimientos.

    Que difícil y asfixiante debe ser
    la atmósfera que se respira para
    las voces que claman exigiendo
    justicia y reparación del daño
    efectuado a centenares de seres
    humanos y nobles compatriotas
    a los que se les sigue marginando.

    Que en pleno Siglo XXI sucedan
    estos lamentables hechos hacia
    la hija de Virgilio Leret y Carlota
    O’Neill en la presentación de un
    libro dice mucho sobre como se
    valora en la ciudad la CULTURA.

    Mi solidaridad con Carlota Leret
    y con todas/os los que hicieron
    posible que los bellos versos
    de su amada madre escritos
    con pasión y nobles sentimientos
    llegaran al corazón de todas/os
    los nobles y solidarios melillenses.

    Una vez más la justicia brilla
    por su ausencia pero seguiremos
    en el camino luchando por ella.
    No solo hay una Melilla africana
    modernista, diversa también está
    la de las mujeres y hombres justos
    defensores de las nobles causas
    La presentación del libro de poemas
    Romanzas de las Rejas lo era.

  7. ¿y por que la bronca a Encarna León? ¿Que culpa tenía ella si le habian o no dado permiso? Que conste que me parece increible que no se lo permitieran a Carlota Leret, pero no entiendo lo de Encarna León…. Lastima que me lo perdí, pero vienen malos tiempos, y tengo más trabajo que nunca

  8. Nadie criticó a Encarna León. A lo mejor vamos a tener que explicar el abecedario de nuevo, para comprobar que hablamos el mismo idioma.
    Se criticó, con toda justicia, que Encarna león leyera unos poemas en el fuerte el 24 de abril del presente, y que a Carlota O´Neill se le denegara diciendo que no era un espacio para leer poemas.
    El motivo real ya lo he explicado.

  9. Ni lo expliques de nuevo Hospitalario. Esto está lleno de falsos ciegos y sordos. Melilla es una ciudad franquista. Sin embargo, en 201o permitieron que FALANGE celebrara aquí una concentración nazional.
    http://www.minutodigital.com/noticias/2010/10/12/la-falange-se-manifiesta-en-melilla/.
    Puro asco.

  10. “Encarna León podría no haber acudido a la presentación, celebrada en la UNED el pasado 12 de noviembre. Sin embargo, sí lo hizo y aguantó el chaparrón crítico que una “dolida Carlota” le echó encima. No solo hizo eso, sino que esperó pacientemente hasta el final, se acercó hasta Carlota Leret y allí mantuvo una charla con ella, en la que le ofreció sus disculpas por lo sucedido, y le recalcó que ella también que el lugar idóneo para la presentación era Victoria Grande”.
    Son tus palabras….. Y en ellas se lee que Dña. Encarna León tuvo que aguntar un “chaparrón” de críticas de Dña. Carlota Leret…….. A lo mejor te expresastes mal, y quisistes decir que Dña. Carlota crítico a las “autoridades competentes” por permitir el recital de Dña. Encarna, y no la presentación de su libro. Pero has escrito lo que has escrito, y no tienes nada que explicar. Y a quien firma como Revolución: No caiga en la descalificación gratuita contra quien solo pedía explicaciones por no haber podido asistir al acto. No de por hecho su superioridad intelectual y moral sobre quien solo quiere aprender

    • betty berges y marie las francesas

      la perversidad de esta mentalida Franquista en Melilla siempre, me sorprende, que vi y oí, lo sabía, pero puedo confirmar eso…

  11. Si hubiera que canonizar un nuevo santo y en la ciudad de Melilla.Estaría más que justificado que fuese San Hospitalario. Luchar como D. Quijote contra molinos de carne y hueso, que son los peores.Deshacer entuertos y zancadillas a los humildes.Defender a capa y espada la libertad y la democracia. Dar lecciones de Historia y Humanidades sin cobrar por ello.
    Trabajar desde el luminoso y tolerante Alminar cada hora,día,semana, mes y año. Y siempre con la verdad por bandera. Eso, usuarias y usuarios no existe en ningún rincón del planeta Tierra. Para cuando un homenaje de agradecimiento por la labor humana y solidaria que realiza nuestro, buen amigo y compañero HOSPITALARIO.De toda/o bien nacido es deber se agradecido. Saludos fraternales de un nadorense.

  12. Cuarenta años de franquismo, de régimen totalitario, son demasiados años. Han dejado unas huellas imposibles de borrar, como estas prácticas políticas antidemocráticas; como una mentalidad social que admite la manipulación de que el olvido es necesario. Pero perdonar no es olvidar. El perdón precisa como mínimo el reconocimiento de lo sucedido, algo así como una confesión y arrepentimiento. Es muy difícil que eso se haga por quienes no tienen la más mínima dignidad ni ética personal. Todo lo que saben hacer es tapar, ocultar, manipular. Actitudes totalitarias.

  13. ¡ Y qué decir de la ” huella” en la RAE! Esa no la conocía. Cuarenta años después sigo descubriendo cómo permanecen cosas inconcebibles.

  14. Tienes razón, Corona 71. Podía haber escrito esa frase, pero no lo hice, porque creo que la que más se ajusta a lo sucedido es la que he escrito. Dije que Carlota Leret, “dolida”, creo que es el la palabra más importante, arrojó un aluvión de críticas sobre Encarna León, no he escrito que la criticase a ella.
    No podéis entender el dolor de la afrenta que se le ha hecho a Carlota. Los que decidieron eso, ¿dónde están?. ¿Por qué tengo yo que explicar nada?.
    He escrito que la presencia y actitud de Encarna León fue muy elogiable. He visto a mal llamadas “autoridades” de Melilla levantarse de conferencias, por críticas muy inferiores a las que realizó Carlota esa tarde.
    En cuanto a Revolución, es demasiado correcto para con la realidad de esta ciudad.
    Bienvenido siempre, Corona 71.
    Yo creo que ninguno de nosotros está por encima de nadie, pero ninguno tan bajo como ellos.

  15. betty berges y marie las francesas

    LAMENTABLE…es todo lo qué yo puedo décire me duele a ver eso…eso es una injusticia, y una tristeza tambien…

  16. Por supuesto que CORONA71 tiene razón. No es propio de ti ese tono hospitalario. Antes te gustaba debatir más tus propias entradas. Ahora te veo cada vez menos participativo. Lo que si puedo asegurar es que aquí no hay “superioridad intelectual” sino carácter argumentativo.

  17. Hay 14.190 comentarios aprobados César. Poco o mucho, éste es de los pocos lugares en donde queda algo de debate serio y de cierta elevación. En este tema estoy más tajante, si quieres, porque me ha parecido una afrenta inmerecida e innecesaria a Carlota Leret, que solo defiende la memoria de su madre y de su padre. ¿Molesta?, por supuesto, pero es más doloroso aún no poder si quiera tener la oportunidad de identificar y tocar los pocos huesos que queden de un padre. ¿Es duro, verdad?, pero es la realidad descarnada.

  18. Mientras nadie me demuestre lo contrario con hechos, consideraré a esta ciudad como la última residencia del franquismo, muy a mi pesar.

  19. Qué después de 79 años sigan sin rendir el merecido homenaje a los fusilados por defender la libertad y democracia. No es de recibo cuando día tras día se les hace la boca agua, hablando de europeismo y de valores democráticos,Día de los difuntos para los buenos, los malos en una fosa común, sin flores ni visitas oficiales. Ojalá hubiesen muchas Carlotas Leret, otro gallo nos cantaría.

  20. Te agradezco tus inmerecidos elogios, Nadorense, y los poemas que orlan El Alminar. No me hagas santo, que uno de los requisitos es estar en el Reino de Los Cielos. La otra condición puede ser el martirio, como le ocurrió a Santa Juana de Arco.

    • Buen día luminoso Hospitalario, en la otra orilla de un mar común El Mediterráneo..Retiro la propuesta por las consecuencias, que nos dejaría huérfanas/os a los que te admiramos y hacemos el camino junto a tí,

  21. Por nuestra parte, y salvo hechos excepcionales, o nuevos descubrimientos, no volveremos a escribir sobre la memoria histórica de Melilla. Nuestro compromiso era y seguirá siendo con Carlota Leret. Se ha hecho todo lo posible y se ha llegado más lejos de lo esperado. Nunca imaginamos que la resistencia en sentido opuesto sería tan feroz.

  22. EN HONOR A LA VERDAD
    He de confesar que estoy sorprendida por la noticia, en lo que a mí se refiere, aparecida en el blog de Enrique Delgado, El Alminar de Melilla del pasado 21 del mes en curso. He podido leerla gracias a un amigo peninsular que me remitió el enlace. No conocía la existencia del mencionado blog.
    En principio me alegró ver las imágenes de la presentación del libro, La romanza de las rejas de Carlota O’Neill y recordar mi asistencia al acto celebrado en la UNED melillense. Pero cuando más me sorprendí fue al leer el título del apartado La dignidad de Encarna León. No comprendía (de momento) el porqué de mi nombre en el escrito. Seguí leyendo y me sentí decepcionada por las falsedades que allí estaban escritas. Salvo tres renglones, algunas palabras para elogiarme que agradezco pero no había lugar para ello puesto que no hice nada para merecerlas, solo asistí a la presentación de un libro, como todos los demás.
    Sigo comentando el escrito mencionado.
    Casi al principio se lee: […] La escritora malagueña (soy granadina) afincada en Melilla presentó en ese mismo lugar (fuerte Victoria Grande) un poemario el pasado 24 de abril […]. ACLARO. En la prensa (Melilla Hoy, lunes 20 -04-2015) leíamos en Tribuna Cultural: “Con una gran afluencia de público se celebró ayer (domingo, 19) en el fuerte Victoria Grande una jornada cultural de Amigos de los Museos y Recintos Fortificados” […]. Más adelante […] “las interpretaciones fueron de gran calidad (Camerata), siendo los momentos más intensos los acompañamientos de la Camerata Melillense a las poesías que leyó Encarna León recordando dos hechos históricos: La Toma del Cubo y especialmente las poesías de Sánchez Barbero, diputado de las Cortes de Cádiz exiliado por Fernando VII en el fuerte, y al que se recordó en el acto” […].
    Como pueden observar yo no presenté ningún libro, leí poemas de Sánchez Barbero en la mañana soleada y luminosa del domingo 19 de abril. No había sillas (solo tres que le sobraron a la joven orquesta). El público estuvo de pie o sentado en escaleras, muretes o bancos de obra adosados a las fachadas del patio central. Yo no fui invitada por la Ciudad Autónoma, sino por la Asociación Amigos de los Museos que desde febrero (Melilla Hoy, 11-02-2015) estaba gestionando un concierto y un acto histórico-poético en Victoria Grande, como una actividad propia. Yo no inauguré el fuerte Victoria Grande con la presentación de un poemario, esa inauguración ya se había producido en marzo (Melilla Hoy, 30-03-2015). Hago estas observaciones por comentarios que me han llegado falseando la verdad. ¿Con qué fin?
    Cuando me quedo perpleja es al leer: “Encarna León podía no haber acudido a la presentación celebrada en la UNED el pasado 12 de noviembre. Sin embargo, sí lo hizo” […] ¿Cómo? ¿Qué motivos tenía yo para no hacerlo? Soy asidua a actos culturales y literarios ¿Por qué este era especial como para extrañarse con mi presencia? ¿Qué hay detrás de semejante insinuación? Voy comprendiendo a medida que analizo mentalmente las dos conversaciones que mantuve con Carlota Leret, antes y después del acto, los comentarios hechos por terceros y la distorsión de la verdad vertida en el escrito de Delgado. Seguimos.
    […] “y aguantó el chaparrón crítico (Encarna) que una dolida Carlota le echó encima […]. ¡Pero bueno! Alucino. Cuánta imaginación tienen algunos. ¿Será que oyen o ven lo que ellos quieren oír o ver? y no lo que realmente se dice. ¿Qué chaparrón? ¿A quién? La señora Leret estuvo muy correcta y educada cuando SE DOLIÓ EN PÚBLICO de no poder presentar el libro de su madre en el fuerte. No se extendió en este tema, simplemente lo dijo. Creo recordar que se expresó aproximadamente así: “Este libro de mi madre me hubiese gustado presentarlo en el fuerte Victoria Grande, lugar donde fue escrito. Sé que la poeta Encarna León ha leído allí unos versos de (no recuerdo el nombre que pronunció ¿Carvajal?). Por qué, yo, no. No entiendo del todo las razones que me han dado para que este acto no se haya realizado allí”. ¿Esto es un chaparrón a mí? ¿Qué tengo yo que ver con el tema de la no autorización? Carlota lo dijo dolida, más bien decepcionada, sin insistir y continuó su exposición de los hechos acaecidos a su familia. Sí me sorprendió que dijera que yo leí sobre ese señor, porque en nuestra primera charla le manifesté que había leído en la mañana de un domingo, invitada por Amigos de los Museos, versos de Sánchez Barbero, a lo que ella se apresuró a decirme: “Leíste la Venus de Melilla?”, a lo que yo asentí. ¿Qué información recibió Carlota antes de llegar a Melilla y durante su estancia en la ciudad referente a este tema? ¿Con qué fin? Hago mis conjeturas y me puedo explicar el porqué de que alguien se sorprendiera con mi presencia en la presentación del libro. Personas irresponsables, malintencionadas o dolidas con otros temas, creo yo.
    Carlota Leret continuó con su exposición contando cómo vivió de niña el primer día de El Alzamiento y las penalidades que pasaron su madre y hermana. Una historia verdaderamente conmovedora y desgarrada.
    El texto de Delgado finaliza así: […] “esperó (Encarna) pacientemente hasta el final, se acercó hasta Carlota Leret y allí mantuvo una charla con ella, en la que le ofreció sus disculpas por lo sucedido, y le recalcó que ella también veía que el lugar idóneo para la presentación era Victoria Grande”.
    ACLARO. Creo que, salvo que alguno tuviera prisa, todos escuchamos pacientemente (yo diría mejor, con atención) en nuestros asientos hasta que finalizó el acto. Y ¿de dónde saca Enrique Delgado que yo le ofreciera disculpas a Carlota? ¿Disculpas por qué? Lo vi cerca cuando nos hizo la fotografía, pero no tanto como para seguir nuestra conversación y oír, lo que él quería oír para sus fines (falsear la información). Por otra parte, yo no recalqué nada en esa supuesta e imaginaria disculpa, solo le comenté a ella, después de escuchar su narración de todo el sufrimiento que había padecido la familia, de las adversidades que vivió Carlota O’Neill y las dificultades que tuvo para escribir su obra, Romanza de las rejas. Sí le dije que comprendía perfectamente su interés en presentar el libro en el fuerte y su decepción por no conseguirlo. Sin recalcar nada al respecto. A lo que la señora Leret me contestó con mucha educación y cierta dulzura (triste): “Muchas gracias por tu comprensión” y se dispuso a dedicarme el libro que yo había adquirido antes de que se iniciase el acto. Ella escribió para mí: “Para Encarna León, para su espíritu hermoso y generoso”.
    Sí que le recalqué (si quiere Delgado que esta palabra esté presente con verdadero sentido) antes de abandonar su compañía que: Yo no inauguré el fuerte, no presenté ningún libro, que leí poemas de Sánchez Barbero a las 12 h, al aire libre, en un día soleado y que no tuve nada que ver con la Ciudad Autónoma, sí con la Asociación Amigos de los Museos y Recintos Fortificados.
    Con estas aclaraciones pongo punto y final a este tema.

    ENCARNA LEÓN

    Melilla, 25 de noviembre de 2015

  23. A Carlota se le negó el derecho a presentar allí las romanzas de su madre, en el fuerte maldito y desfigurado. Hecho 1.
    Ninguna autoridad cultural de la ciudad asistió a la presentación del libro, pese a su importancia. Hecho 2
    He visto a “supuestas autoridades culturales”, levantarse de sus asientos por críticas ínfimas. Hecho 3
    Ninguna autoridad cultural de la ciudad ha explicado todavía por qué se le denegó a Carlota la lectura del libro en Victoria Grande. Hecho 4
    Sigo reiterando que me pareció digna de elogio tanto su presencia, Encarna León, como su actitud y posterior encuentro con Carlota, del que fui testigo, sin intención alguna. No voy a entrar en polémica con Vd. porque no es el caso y respeto su persona.
    Carlota Leret sufrió una afrenta por parte de las autoridades culturales de esta villa y corte. Carlota estaba muy “dolida”. Todos los que estábamos allí pudimos verlo, y los que la conocemos desde hace 15 años, sentirlo.
    Le agradezco, que se haya tomado la molestia de escribir aquí.

  24. Carlota Leret O´Neill

    El Glorioso Movimiento Nacional salvador de la Patria, la Santa Cruzada ,fue la que destruyó nuestras vidas en Melilla el 17 de julio de 1936, ciudad a la que mi madre, mi hermana y yo nos habíamos prometido no volver; pero gracias a algunos amigos y compañeros, con su cariño y compañerismo pude cambiar mi odio y mi terror, por una dolorosa memoria. Mi vida ha quedado atrapada en esa ciudad y me mantengo unida a ella, entre otras informaciones, por Internet, y fue así como supe de las actividades que había organizado la ciudad para celebrar la “destrucción, la desfiguración y la deformación histórica del Fuerte de Victoria Grande.

    ttp://www.darrax.com/typo1/index.php?id=1038&tx_ttnews[pointer]=2&tx_ttnews[tt_news]=6540&tx_ttnews[backPid]=1084&cHash=c73e6e9825

    Victoria Grande pertenece al Patrimonio Histórico Artístico del pueblo español y está protegido por decretos y leyes en su aspecto físico y en su historia de fortaleza y de cárcel.. En ella encarcelaron mujeres y hombres por sus ideas de progreso y libertad, durante Fernando VII en 1816 y posteriormente durante la dictadura militar, fascista , religiosa y capitalista de Franco. Está protegida por el Decreto del 22-4-1949 y la Ley 16/1985 y está Ley en su artículo 39 numeral 3° obligada a respetar las aportaciones de todas las épocas. De acuerdo con la Ley deben tener a disposición de los ciudadanos un informe.

    Estoy convencida de que muy pocos, seguramente ninguno de los personeros del gobierno han visto, ni siquiera en fotos, el Fuerte de Victoria Grande como yo lo conocí cuando iba a visitar a la escritora y poetisa presa Carlota O´Neill, mi madre, entre los años de 1936 a 1940. Ella relató los sufrimientos de los presos en el Fuerte de Victoria Grande en su libro Una mujer en la guerra de España, del cual hasta la fecha se han hecho 7 ediciones, en castellano, ingles, polaco y la biblioteca sonora una para los privados de la vista..

  25. Gracias Carlota por tus comentarios, que engrandecen al Alminar. Es desolador ver como tantos años después, siguen dominados por “el rencor hacia los vencidos”. Nos siguen negando todo, y además intentar justificarse y quedar bien. Carecen de legitimidad pública. No pueden reprocharnos nada.

  26. Una fiesta en toda regla, de una entidad títere y tutelada por las autoridades culturales, para celebrar que en el glorioso fuerte de Victoria Grande, solo se produjo en hecho legendario y fabuloso, el disparo del cañón Caminante.
    http://www.melillahoy.es/noticia/52582/cultura/gran-concierto-de-la-camereta-melillense-en-el-fuerte-de-victoria-grande.html

  27. Sin embargo, en este video y texto de sus propios órganos de propaganda, el Presidente de Melilla, reconoce que ese será un lugar para la memoria histórica. La pregunta es: ¿Quién ha querido vengarse de Carlota Leret?.
    http://www.melillamedia.es/n/4731/la-rehabilitacion-completa-del-fuerte-de-victoria-grande-concluira-a-principios-de-2015

  28. Por si eliminan el enlace:
    “Juan José imbroda ha puesto especial interés en este aspecto. Ha recordado que este fuerte sirvió para la defensa del sitio de 1775 y en él también estuvieron personajes claves de los primeros días del alzamiento de la República como el comandante general Romerales o Carlota O’Neill, periodista y escritora y esposa del aviador Virgilio Leret, ejecutado tras oponerse a la sublevación de 1936 en Melilla”.. Melillamedia.es (29/04/2014)

  29. Tienen de todo; pero carecen de aquello que buscan con tanto ahínco: reconocimiento público y legitimidad moral.

  30. Regreso, aunque nunca he dejado de estar. Es una lástima y meritorio, que haya que responder con cortesía a algunas afirmaciones. Enhorabuena, Hospitalario. Yo no podría hacerlo.

  31. Si se quiere tener un blog abierto a todo el mundo, y en el que todos/as puedan opinar, hay que tener ciertas servidumbres. La cortesía es una, y el respeto a la opinión discrepante otra, por mucho que esa otra opinión, no respete la de uno.

  32. Carlota Leret O´Neill

    Esta información. leída en IInterne, me hizo pensar que con mucho más derecho y más gloria, se debería presentar la nueva edición del libro de Romanza de las rejas de Carlota O’Neill, sentido, pensado y escrito allí, donde el óxido de sus hierros y el dolor de sus victimas todavía se sentía cuando yo lo visité el pasado 2013. ¡ Hasta cuándo sufriremos la represión franquista !

    Noticias
    ACE España
    DESTACADOS
    NOTICIA AMPLIADA
    27/04/2015

    FUERTE VICTORIA GRANDE
    En el acto intervinieron el Presidente de la Asociación de Museos de Melilla y el arquitecto que ha llevado a cabo la restauración del fuerte junto Encarna León leyó un largo poema de Barbero titulado: La venus de Melilla metida a pescadora.
    En este día en el que celebramos la restauración del fuerte Victoria Grande, e invitada a participar en este acontecimiento por la Federación de Amigos de los Museos de Melilla quiero, en primer lugar, felicitar a todos los componentes de esta federación por haber recibido, recientemente (07-02-2015), la Medalla de Oro al Mérito de las Bellas Artes, otorgada por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte.
    Mi participación en este acto va a consistir en pasear juntos de una manera discreta en contenidos y tiempo, por algunos años de los siglos XVIII y XIX cuando Melilla era presidio, para ver algunos apuntes literarios de la época. Lo haré a través de un texto anónimo y de otro cuyo autor fue el liberal Francisco Sánchez Barbero, que se encontraba confinado en esta ciudad”.
    Así comenzaba Encarna León su exposición sobre algunos datos históricos-literarios del fuerte Victoria Grande, en el s. XVIII para continuar…

    En en el siglo. XVIII, el momento histórico de la ciudad de Melilla estuvo marcado, entre otras cosas, por el miedo, la penuria y la insatisfacción. Sensaciones y situaciones creadas por una debilitación de las fronteras. Aún así, fue posible la literatura en esos tiempos, y en esta tierra. Los hechos históricos más relevantes en el norte de África, dentro de esta coyuntura político-social fueron: la reconquista de Argel en 1783 y los sucesos de Melilla de 1774-1775. Estas circunstancias dieron lugar a la aparición de textos literarios como el titulado, “Expresión lírica de la toma del Cubo”, que está dedicado al Gobernador, Don Antonio de Villalba y al Ingeniero de los Reales Ejércitos, Don Juan Martín Cermeño. Se trata de un poema anónimo, realizado posiblemente por un testigo del hecho histórico, la toma-conquista de la altura del Cubo, que tuvo lugar el 19 de noviembre de 1774 y dio lugar al cuarto recinto fortificado y a la consolidación del tercero, es decir, la construcción del presidio-ciudadela de Melilla, que perduró hasta principios del s. XX.
    El poema se compone de veintiocho octavas reales donde se recrea el binomio, histórico-heroico. No hace referencia al lugar ni al año de impresión del poema. Comienza con un soneto cultista donde se conjugan elementos mitológicos con la ironía. El poema “La toma del Cubo”, es un canto épico dirigido a dos héroes, se exalta lo hostil, no lo bello. Refiriéndose a Villalba dice:
    “…contra los moros siempre fulminante,
    cuyo espíritu bélico y valiente,
    este presidio celebró triunfante…”
    Comentó otras estrofas del extenso poema, que hacían referencia directa a Melilla para más adelante, hablar de un autor confinado en el presidio de la Ciudadela. Continuó…
    “Entramos en el año 1816 cuando la historia de Melilla, que ya es un presidio donde van llegando, forzados y privados de libertad, los penados para cumplir condena, la historia de Melilla, será reescrita literariamente desde la ironía y el sarcasmo. Dentro de este contexto, en este periodo de tiempo, llegan a Melilla confinados por Fernando VII, José María Calatrava, Manuel Pérez Sobrino y Ramajo, y Francisco Sánchez Barbero, ilustrados de la época y destacados por su pronunciado liberalismo. El modo de vida y la forma de regirse la sociedad española con la Constitución de 1812, hizo que muchos intelectuales liberales tuvieran que exiliarse. Uno de ellos fue Francisco Sánchez Barbero, nacido en Moríñigo (Salamanca) en 1764, del que vamos a hablar a continuación”
    En la noche del 17 al 18 de diciembre de 1815, nos dijo, fue sacado de la cárcel de la Corte y conducido en una galera al presidio de Melilla por diez años, retención y pena de la vida, si quebrantaba el arresto. En esta ciudad, dio rienda suelta a su producción literaria. Melilla fue el centro de la mayoría de sus composiciones poéticas.
    Estas circunstancias de presidio y confinamiento, hicieron que los escritores de la época, mencionaran la ciudad de Melilla como ‘maldita tierra’ o ‘aquesta mansión de criminales’.
    Sánchez Barbero se consideró víctima de la razón de Estado y además, se sintió rodeado de ignorantes y de ahí, el desprecio, la distancia y la ironía que dejaba ver en sus composiciones literarias.
    El 24 de octubre de 1819, murió casi de repente don Francisco Sánchez Barbero, su sepelio estuvo rodeado de los honores que sus compañeros de presidio hicieron posibles.
    Para finalizar, Encarna León leyó un largo poema de Barbero titulado: La venus de Melilla metida a pescadora.
    En el acto intervinieron el Presidente de la Asociación de Museos de Melilla y el arquitecto que ha llevado a cabo la restauración del fuerte. Toda la actividad, que se realizó al aire libre, estuvo acompañada por la Camerata Melillense que interpretó cuatro piezas de la época, así como una composición musical creada para la ocasión, para el izado de la primitiva bandera del fuerte. El público se dispersó por todo el recinto histórico pudiendo disfrutar del acto desde distintas perspectivas, y visitar las dependencias abiertas para la ocasión.
    Al final se repartieron bolsas de libros a los asistentes como colaboración de la UNED Melilla, con motivo del inicio de las actividades del Día del Libro.

  33. Gracias, Carlota, por tus aportaciones. Es realmente muy osado intentar negar lo que es una evidencia para todo. Negar lo que hemos visto, oído e incluso fotografiado. No puedo entenderlo. No puedo entender que se descalifique, incluso cuando una actitud se describe como elogiosa.

  34. Ahora mismo. Victoria Grande el espacio cultural para los amigos y colaboracionistas del Poder. La desmemoria ejercida con intencionalidad.

Lo que se ha podado retoña; lo ahuyentado vuelve, lo extinguido se enciende; lo adormecido despierta otra vez. Poco es , pues, podar una sola vez; es necesario podar muchas veces, continuamente, si es posible.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s