Encontrarás dragones (Hic sunt dracones)


n         A lo largo de todo el pinar de Valsaín, a solo unos pocos kilómetros del Real Sitio de San Idelfonso ó La Granja. Los meandros del río Eresma en su viaje hacia Segovia, forman una serie de pozas en donde es posible el baño, reencontrarse con la naturaleza y el silencio. En una de esas pozas, con la única compañía de las libélulas, aparecieron los dragones, en este caso el lagarto  ocelado. Hemos podido observar durante tres días a esta pequeña familia de hermosos lagartos ocelados en la ribera del Eresna. Prefieren este tipo de habitar, bosque despejado y la compañía de un río. Se mantuvieron siempre entre cautelosos y curiosos, y nos observamos con la misma atención. Es una especie amenazada, de hecho, nunca había los había visto, pese a las tres largas décadas de visitas a este lugar.

          Hic sunt dracones (aquí hay dragones), es una vieja leyenda que se escribía en los mapas, en territorios ignotos y sin explorar. Encontrarás Dragones es el título de la película que sobre la vida de San Josemaría Escrivá, se estrenó hace unos años, para compensar en algún modo, la imagen negativa que pesaba sobre su fundación, el Opus Dei, en el libro y luego película de El Código Da Vinci.

             El fanático sacerdote Silas, se ha visto correspondido en la actualidad con el sacerdote español  Ángel Vallejo Balda, que conspiraba y filtraba documentos para socavar la labor del Papa Francisco. En el Vaticano se está librando una intensa y profunda lucha entre La Prelatura, y la orden negra, o La Compañía de Jesús, a la que pertenece el propio Papa.

              A lo largo de una vida, de una actividad social, política o de comunicación, hay ocasión de encontrarse con dragones. En El Alminar, a lo largo de estos cinco años, han aparecido dragones.  Por eso recurrimos a las máximas y preceptos de San Josemaría, alguna de gran valor, contenidas en su obra Camino, como ésta, la 688: “Otra vez, que han dicho, que han escrito..en favor, en contra…con buena y con menos buena voluntad…: Reticencias y calumnias, panegíricos y exaltaciones, ..sandeces y aciertos. ¡ Tonto, tontísimo!: ¿Qué te importa cuando vas derecho a tu fin, cabeza y corazón borrachos de Dios, el clamor del viento o el cantar de la chicharra, o el mugido, o el gruñido, o el relincho?.         Pues eso hacemos, pese a que intenten salpicarlos con pendencias, de las que no formamos parte. Hemos escogido este oficio, o cruz literaria y vamos derechos hacia el fin que nos hemos propuesto. No nos falta de nada en este camino, ni colaboradores, ni amigos/as, ni tampoco dragones.

Anuncios

6 Respuestas a “Encontrarás dragones (Hic sunt dracones)

  1. Imposible que una película compense ni maquille la realidad negativa del Opus Dei. Espero, o más bien te deseo que tu borrachera de Dios no sea como la de ese cuentista, todo lo contrario de un modelo para un cristiano.

  2. Por cierto, a colación del Opus. El Papa ha rechazado a Fernández Díaz, el actual ministro de Interior, como embajador de España en el Vaticano. ¡Bien por el Papa Francisco! Justo es alabarlo cuando en otras ocasiones lo he censurado. Además de por ser del Opus, parece que ha sido determinante su comportamiento con los refugiados y el asunto de las vallas.

  3. El verano y su calor marca el tiempo de la literatura, de las parábolas, de símiles, de metáforas. Siempre me gustó esa frase de “hic sunt dracones”. El encontrarlos de modo físico a dado origen a la parábola. La realidad sigue presente a nuestro alrededor. Tiempo habrá de continuar con ella.

  4. Esta parábola era necesaria. La aparición de los dragones una señal. El Maestre de Puerta no está disponible. Su trabajo es muy necesario. Hay cosas que estamos aprendiendo este verano.

  5. El calor te ha sentado bien, la entrada es muy buena. Hay que ver la cantidad de cosas que sintetizas en no muchas líneas a cuenta de los dragones. Incluso metes a un gran cocodrilo.

  6. En pleno mes de vacaciones, alcanzar las 20.000 visitas es un éxito que compartimos con todos/as. Este dato muestra que El Alminar es más que un blog, es una comunidad, como decimos desde hace tiempo y que también era una de nuestras pretensiones.

Lo que se ha podado retoña; lo ahuyentado vuelve, lo extinguido se enciende; lo adormecido despierta otra vez. Poco es , pues, podar una sola vez; es necesario podar muchas veces, continuamente, si es posible.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s