Archivo diario: 26 junio, 2015

Ante la agresión a Javier García Angosto


Javier García Angosto

Javier García Angosto

                   El 7 de febrero de 2002 publiqué un artículo con este nombre  en el ya extinto Telegrama de Melilla, cuando un amigo periodista fue amenazado con una paliza, por publicar artículos críticos contra determinado empresario melillenses. Hoy, un buen amigo del Alminar de Melilla, Javier García Angosto ha sido apaleado por una causa similar. La diferencia con lo sucedido hace 13 años es que todo quedó en unas amenazas verbales, hoy, pasado ese tiempo se ha traspasado ese límite, y el periodista ha sido agredido. Está claro que todo camina hacia un punto de no retorno, y los responsables de esta situación, las Autoridades Públicas, deben atajar estas acciones intolerables, y emplearse con contundencia contra quienes las llevan a cabo.

            Los periodistas nunca deben ser objeto de las noticias, y cuando lo son, no suele ser por buenos motivos. En Melilla hace ya tiempo que las diferencias y las desavenencias   políticas traspasaron el límite de lo tolerable, y de los éticamente admisible.

                                     A lo “joseantoniano”. El Telegrama (07/02/2002)

                 Decía Jose Antonio Primo de Rivera, fascista y creador de Falange que: “Si nuestros objetivos han de lograrse en algún caso por la violencia, no nos detengamos ante la violencia…pues no hay más dialéctica admisible que la de los puños y las pistolas cuando se ofende a la Justicia o a la Patria”.

                    A semejante salvaje, Jose Antonio, Melilla le sigue dedicando una de las calles principales de la ciudad , y si imaginamos que los nombres de las calles y monumentos que se veneran en una ciudad imprimen carácter, entonces debemos colegir que en Melilla siguen imperando el ideario de Falange, y que por ello resulta normal que nante una crítica periodística, o quizá ni siquiera eso, con la simple mención de un nombre en una crónica, sea motivo para que una persona determinada , se sienta herido en su honor y amenace con matar, aplastar a puñetazos o cualquier otra cosa parecida, al director de un periódico. En este caso  a un periodista.

                    Comunicado de la Asociación de la Prensa de Melilla
Ante los hechos que se recogen en el semanario La Luz acerca de una agresión al periodista Javier García Angosto La Asociación de la Prensa de Melilla quiere hacer patente su condena más firme.
Esta entidad denosta cualquier tipo de agresión y lo hacemos con más fuerza si cabe, cuando esta agresión la sufre un periodista en el ejercicio de sus funciones.
Desde la Asociación de la Prensa de Melilla defendemos siempre el diálogo y condenamos toda manifestación agresiva hacia la labor de los periodistas.
No queremos ni debemos olvidar que el trabajo del periodista está basado en ser fedatarios de la actualidad y ejercer esa labor no puede sumirse en una indefensión e intolerancia hacia lo que publicamos.
Vaya desde aquí nuestra condena mas firme y el deseo a Javier García Angosto de una pronta recuperación.

Anuncios