El nombre y el número de la bestia


      El Apocalipsis o revelación,  son las visiones del evangelista Juan en la isla de Patmos, lugar al que fue relegado por orden del emperador Domiciano (81-96), uno de los más duros perseguidores del incipiente cristianismo. ¿Por qué no reveló Juan  el nombre la bestia y lo dejó todo pendiente de un acertijo numérico?.  En aquel momento, el de la revelación, debía ser ya un hombre anciano, que había sobrevivido a todos sus compañeros, sin poder contemplar el regreso definitivo del Mesías, que siempre se consideró inminente.

    Lo primero que hay que decir es que el número de la bestia no puede ser 666, porque éstos son números árabes y no existían en esa época. La bestia y sus seguidores, los que se dejan seducir por ella, no pueden llevar tres seises escritos., aunque sí llevarán una señal reconocible.

    La otra cosa que hay que señalar, es que la revelación pudo ser recibida a finales del siglo primero, pero no podemos saber cuando fue puesta por escrito. El idioma original de los evangelios es el griego, y al igual que el resto de las lenguas habladas en aquel momento, no disponían de números, por lo que asignaban un valor a cada letra para poder representar las cantidades. En griego, seiscientos sesenta y seis se representaría así: χξζ (ji-xi-dseta), y se escribiría como, ἑξακόσιοι ἑξήκοντα και ἕξ (hexakóisioi hexékonta kai hex).  Leído y oído de esta manera, carece de sentido para nosotros, dos mil años después, pero no en aquel momento. Juan escondió el nombre y los camufló en una cifra.

     Sin embargo, en latín, las letras empleadas para designar los números se escribirían así DCLXVI y formarían un acrónimo. Los evangelios también fueron luego escritos en latín, tras ser volcados del griego. Es probable que Juan sí conociese el latín y el significado que otorgaba a esas cifras fuese el siguiente, según la interpretación de Robert Graves en su obra La Diosa Blanca: Domitius César Legatos Xristos Violenter Interfecit, que traducido sería Domicio(nombre original de Nerón) César mató con violencia a los legados de Cristo. Los cristianos primitivos tenían tal terror a Nerón que siempre pensaron en que se reencarnaría, de hecho Domiciano, tenía un nombre parecido al de Nerón, antes de ser adoptado por Claudio como heredero, Domicio, en realidad su nombre era Lucio Domicio Claudio (LDC), que alterados en su orden compondría las tres primeras cifras del número de la bestia DCL.

      El emperador Nerón, gran perseguidor de los cristianos, a los que acusó, según las crónicas históricas, del incendio de Roma, mató a los principales apóstoles de Jesucristo. Esto es cierto y esta sería la solución del enigma. Para mayor coincidencia, las excavaciones bajo el Vaticano, han puesto de manifiesto que bajo su suelo, se encuentra la famosa Domus Aurea, o gran palacio de Nerón.

      Pese a todo, el Apocalipsis se trata de una revelación, de una profecía que se repite a lo largo de la historia y que no se detiene en los acontecimientos que narra. No habrá una única bestia, sino muchas, que se sucederán a lo largo de la historia, y siempre tendrá sus seguidores, que serán siempre reconocibles, porque llevarán la marca de la bestia, la que corresponda en cada momento. No habrá pues un único final, sino muchos y serán continuados. Y todo se repetirá de modo cíclico, hasta el instante final. Todo será anunciado desde los cielos, para que pueda ser percibido y visible para todos/as.

El tránsito de edificio a ruina


 

                  Lo que hoy está en pie, puede caer mañana o pasado.Esto es una máxima que vale para todo. La ruina tiene diversas categorías. En una ciudad sin suelo como Melilla, la gestión de lo arruinado es la gran industria de la ciudad. recalificaciones  y aumentos de edificabilidad son los dos grandes motores de la actividad económica y de la recaudación pública. Poco hay que objetar a esto, porque son actividades y calificaciones perfectamente legales. La única consideración a tener en cuenta es la despersonalización de los barrios y de su carácter, algo muy notorio en los barrios del Real, Tesorillo y Monte de la Libertad, en donde se construye una caja detrás de otra.

                  Los solares suelen ser pequeños y los constructores se las ven y desean para meter dos viviendas por planta, en donde antes había solo una, del tipo casamata, como esta del Tesorillo ya derribada. Son muchos los nuevos edificios sin ascensores, o con escaleras casi imposibles para personas con movilidad completa. Algunas se dotan de plazas de garaje con maniobrabilidad imposible, que acaban convertidos en trasteros, como sucedió en el Rarrio del Real y en el Monte de la Libertad. Hay muchos garajes en los bajos de los edificios, que no han resuelto el problema de aparcamiento, porque no pueden ser utilizados como tales.

                         Las cuatro categorías de la ruina

    1) La Ruina Económica es cuando el coste de las reparaciones necesarias para dejar el edificio en condiciones de habitabilidad originales, supera el 50% del valor de reposición, (lo que costaría hacer este edificio nuevo hoy). Dentro de este concepto se justifica muchas demoliciones que liquidan mucho patrimonio histórico. Es la categoría más buscada

      2) La Ruina Técnica  es un concepto más que un número,  pues lo que viene a decir es que ,independientemente de la ruina económica, si algún elemento fundamental de la estructura ( en este campo de fundamental entra toda la jurisprudencia del mundo y algunas ordenanzas intentan fijarlo en porcentajes) está en estado ruinoso o ha perdido su capacidad portante, se puede considerar que el edificio está en ruina técnica. y por lo tanto exonera al propietario del deber de conservar, ya que la reparación de tal elemento supera dicho concepto de mantenimiento o conservación.

    3) La Ruina inminente, es fácil de deducir, que es aquella que exige el desalojo inmediato de los ocupantes y el apuntalamiento integral del edificio.

      4) Ruina absoluta, que sería aquel que ha atravesado los tres estados anteriores, sin que la Administración responsable de evitarla se haya dado cuenta de nada, ni conseguido anticiparse a ninguna de las calificaciones de ruina ni sus respectivos saltos cualitativos. También sería aquel estado, en el que el edificio es derribado por el propietario, sin que la Administración lo haya autorizado, en principio, como el caso del Cine Español.

             Esto ya lo escribimos hace mucho, peor no está de más recordarlo de vez en cuando, porque todas las semanas cae un edificio en alguna parte de la ciudad, y muchos otros están esperando entras en alguna de estas categorías. Muchos edificios no tienen valor, pero sí precio..

La memoria de La República


La lucha por la memoria de Carlota Leret O´Neill

     La República fue vencida, y su memoria ultrajada y enterrada, hasta tal punto, que el diccionario de la Real Academia Española sigue recogiendo esta acepción: “lugar en donde reina el desorden”, en lo que es clara una antinomia, república y reinar.

        Cuando alguien, en este caso Carlota Leret, quiere recordar y rescatar la memoria de sus padres, debe demostrar que no  alberga, ni le embarga, el más mínimo deseo de revancha, aunque sea desde el punto de vista histórico. Lo que queda de manifiesto, en los herederos ideológicos y biológicos del franquismo, es que siguen sin perdonar a los derrotados.

        Solo así puede entenderse la cadena de afrentas que ha recibido Carlota Leret en su última visita a Melilla. El patronato de la UNED le denegó la publicación del libro Romanza de las rejas, pese a que es una obra mundialmente conocida. La Consejería de Cultura y sus entidades adláteres, le denegaron la posibilidad de que “Las romanzas” fueran leídas en el renovado fuerte de Victoria Grande, lugar en donde estuvo presa su madre, la escritora Carlota O´Neill y en donde escribió sus romanzas.

           Son actos con una gran carga simbólica, y ese es el motivo por el que le han denegado los permisos. Por eso mismo,  nadie se atreve a dar la cara y decir: yo fui el que denegó el permiso a Carlota Leret. Siguen detentando y ostentando sus cargos de representación pública, pero ya sin honorabilidad política alguna. Lo sucedido con Carlota en Melilla, no tiene justificación de ninguna clase. Una ciudad que se comporta así, no puede aspirar, ni merece convertirse en Patrimonio de la Humanidad.

                        La dignidad de Encarna León

         Fue un  ejemplo digno de ser señalado y reconocido. La escritora malagueña afincada en Melilla, presentó en ese mismo lugar (Victoria Grande), un poemario el pasado 24 de abril. Ese fue el precedente por el que Carlota Leret solicitó la presentación de libro de su madre en ese siniestro lugar. No por afán de revancha.

           Encarna León podría no haber acudido a la presentación, celebrada en la UNED el pasado 12 de noviembre. Sin embargo, sí lo hizo y aguantó el chaparrón crítico que una “dolida Carlota” le echó encima. No solo hizo eso, sino que esperó pacientemente hasta el final, se acercó hasta Carlota Leret y allí mantuvo una charla con ella, en la que le ofreció sus disculpas por lo sucedido, y le recalcó que ella también que el lugar idóneo para la presentación era  Victoria Grande.

                             La romanza de las rejas

         La presentación del libro de Carlota O´Neill es el epílogo a quince años de lucha de su hija Carlota, por recuperar tanto la memoria de la escritora (su madre), como la del comandante aviador Virgilio Leret (su padre). Ha conseguido ambas cosas. Su nombres son ya inmortales, e incluso la propia Carlota es historia viva. Como ella dijo en un momento dado, dirigiéndose a los asistentes: Piensen que están ante la única testigo del inicio de la Guerra Civil en Melilla. La afirmación resultó demoledora. Además de sus amigos, Carlota estuvo acompañada por su hija Laura Salas Leret, y por su marido, el doctor en Derecho y experto en Derechos Humanos Héctor R. Faúndes.

       Tanto la  introducción del historiador Vicente Moga, como  la lectura de las romanzas a cargo de la periodista Begoña Rubio, no pudieron ser más acertadas. Todos, menos las autoridades culturales, estuvieron a la altura de las circunstancias, y de lo que merece Carlota Leret, un ejemplo de lucha, de tenacidad y de tesón, por situar la memoria de sus padres, en el firmamento en el que ya brillan. El acto fue organizado por la asociación cultural Ateneo.

La Campana de la Medalla Milagrosa


                  La campana mayor de la Medalla Milagrosa

Enrique Delgado

       La campana mayor de la iglesia de Batería Jota o de la Medalla Milagrosa, fue fundida en los ya desaparecidos talleres de Constantino de Linares Ortíz, que se encontraban en Carabanchel Alto, entonces una pequeña población  y hoy un barrio incorporado a la  capital del Estado en 1948. La información, no conocida hasta ahora es de gran importancia, pues se trataba de una de las fundiciones más prestigiosas de España, y que figuraba entre los proveedores de la Casa Real española. Toda esta información figura en el cuerpo de la campana de la parroquia de la Medalla Milagrosa, a la que hemos podido acceder recientemente.

        La campana mayor tiene el nombre de: Jesús, María y José, y data de 1928, y fue fundida siendo capellán D. Ángel Fernandez. Se trata de la 2ª campana melillense de mayor calidad, tras la de la capilla del Centro Asistencial, de nombre Paquita, fundida en los talleres franceses de Paccard, de la localidad de Annecy. Las otras dos campanas que la acompañan no tiene nombre alguno y son lisas. La parte exterior de la campana presenta una cruz, de la que irradian los rayos del poder de Jesucristo. Es solo un año más antigua que la del Centro Asistencial.

                          La Fundición de Constantino de Linares Ortíz

            Las campanas de la desaparecida fundición de Carabanchel Alto, se encuentran en las catedrales e iglesias más importantes de España. La basílica de Ntra. Sra. de Las Angustias en Granada tiene una, de 130 kilogramos y datada en 1929. La Catedral de Málaga tiene dos, la denominada como Santa María de Araceli del año 1892, y la del Sagrado Corazón de Jesús, de 1908. En la población almeriense de Beninar existe una,  llamada Inmaculada y procedente de los mismo talleres. En Alcalá de los Gazules (Cádiz), en el templo de La Victoria, existe otra, llamada de San Francisco y San José. En Castilleja de Guzmán, localidad sevillana del Aljarafe, en la parroquia de San Benito, hay tres campanas de la fundición de Constantino de Linares, con los nombres de San Fernando, San Joaquín y Santa Ana. La lista puede hacerse tan extensa como se quiera.

                             La iconoclástia en Batería Jota     

             La iglesia de Batería Jota o de la Medalla Milagrosa sufrió como ninguna otra la devastación de la iconoclástia (1974-1989), llegándose  a tapar incluso un altar, en el que se veneraba a San Nicolás. El antiguo pozo de la parroquia quedó colmatado de ropajes procesionales, de enseres litúrgicos, e incluso algunas de las figuras que acompañaban a sus principales pasos de semana santa, como la del soldado romano que azotaba Cristo en el paso de La Flagelación. La Virgen del Mayor Dolor fue donada al Tercio Gran Capitán y el Resucitado fue enviado a la parroquia de San Francisco Javier. Solo se salvó el flagelado, que puede verse actualmente en la sede de La Cofradía. Las iglesias melillenses  quedaron vacías de imágenes, casi como las mezquitas, las sinagogas, o los templos luteranos; según me contaba una feligresa hace ya algunos años. Aunque ésto es algo que ya hemos contado y escrito.

                                   Escuelas y capilla del Ave María

          La evolución de las originales escuelas del Ave María, está perfectamente contada y escrita por José Luis Blasco en El Telegrama (13/12/1992), y su posterior transformación en parroquia. Su génesis puede datarse en 1915, por iniciativa del General Villaba. El fundador de todo el conjunto es el párroco castrense Ángel Fernández, consiguiendo la erección canónica de la capilla en 1927. Esta capilla primitiva, de la que Jose Luis Blasco localiza su emplazamiento, tenía 16 m².  Ese es el nombre que figura en la campana, colocada en el mismo año, 1928, en que abandonara la ciudad de Melilla. Posteriormente, en 1939,  fue erigida como parroquia. Aquí sirvió como sacerdote, el martirizado Diego Jaén Botella († 7/10/1936), con el que la ciudad, e incluso la propia parroquia,  sigue teniendo una deuda pendiente.

Sodoma y Gomorra en Melilla


            La prostitución se extiende por toda la ciudad

          “El clamor de Sodoma y Gomorra ha crecido mucho, y su pecado se ha agravado en extremo; voy a bajar,  a ver si sus obras han llegado  a ser como el clamor que ha venido hasta mí, y si no, lo sabréis”. Génesis 18

       La prostitución, es el único tipo de esclavitud que no ha podido ser abolida a lo largo de la historia de la humanidad. No solo eso, sino que además es uno de los negocios más lucrativos del Mundo, junto con los del tráfico de armas y el de drogas. La frase bíblica alude al problema del que vamos a escribir y sobre todo, indica que antes de pronunciarse sobre un tema, debe comprobarse de alguna manera por medios propios.

          Marx, Engels y sobre todo León Trotsky, aludían a la situación de opresion de las mujeres, como la revolución eternamente pendiente. Éste último decía: Una revolución no es digna de llamarse tal si con todo el poder y todos los medios de que dispone no es capaz de ayudar a la mujer —doble o triplemente esclavizada, como lo fue en el pasado— a salir a flote y avanzar por el camino del progreso social e individual.

     Nos encontramos pues ante un problema no resuelto. No se debe combatir a la mujer que se prostituye, sino al que hace uso de ella mediante el dinero, y sobre todo, al que saca beneficio de la explotación sexual de las mujeres, esto es, el proxeneta.

               Una visión marxista sobre la prostitución

      En la web del movimiento político Corriente Roja *, hemos encontrado un interesante análisis sobre la prostitución y este demoledor análisis de Federico Engels: “Pero cuanto más se modifica el hetairismo [prostitución] antiguo en nuestra época por la producción capitalista a la cual se adapta, más se transforma en prostitución descocada y más desmoralizadora se hace su influencia. Y, a decir verdad, más desmoraliza a los hombres que a las mujeres. La prostitución, entre las mujeres, no degrada sino a las infelices que a ella se dedican, y aún a estas en un grado mucho menos de lo que suele creerse. En cambio, envilece el carácter del sexo masculino entero”.

                             La situación en Melilla

      La situación en Melilla está desbordada. La crisis ha hecho que entren desde Marruecos muchas más mujeres a ejercer la prostitución. Se habla del problema en el Barrio del Real y en algunas de sus calles, pero se omite que en pleno centro de la ciudad, en el parque Hernández, apenas a un centenar de metros del Palacio de La Asamblea, y a la misma distancia de la Consejería de Servicios Sociales, decenas de mujeres esperan sentadas a que alguien solicite sus servicios, a lo largo de toda la mañana. Junto a ellas, situados a pocos metros, en el banco contiguo o en el de enfrente, se sitúan sus controladores varones, sin otro oficio que el de vigilar, controlar y obtener el beneficio de la actividad de estas mujeres. Es la misma situación que en la periferia, pero en el mismo centro de la urbe.

       Por la noche la situación varía, pero la situación del Centro es la misma que la del Barrio del Real, con la diferencia que al tener escasa población, la molestia para los vecinos no es la misma. También existe la prostitución encubierta, en locales de restauración aparentemente normales, pero en donde se ampara este mismo tipo de actividad degradante e impropia del siglo XXI y de cualquier otro. Hace apenas unos meses, hubo un tiroteo con un varón fallecido, en un conocido pub de la ciudad, del que poco más se ha vuelto a saber.

        ¿Tiene la Consejería de Bienestar Social algún plan para evitar que Melilla se convierta en un destino de turismo sexual?. ¿Hay algún censo aproximado del número de mujeres de están ejerciendo esta actividad en sus calles?. ¿Existe algún plan para sacar a las mujeres de este negro pozo de esclavitud?. La realidad es que cada vez hay más mujeres ejerciendo la prostitución en Melilla, más jóvenes y en proceso constante de renovación. El 90% de las mujeres que se dedican a la prostitución, están controladas por mafias que se lucran con su explotación.  Algo que también llama mucho la atención, es la cantidad de eufemismos con los que se intenta cubrir este tipo de esclavitud y opresión sobre las mujeres.

     La Policía entra y sale del parque, pero como más puede hacer que pedir la documentación, porque estar sentado en un banco toda la mañana no es delito alguno. La que no actúa ni percibe el problema en toda su dimensión, es la Consejería.

      Nota: http://www.corrienteroja.net/una-mirada-marxista-sobre-la-prostitucion/

Callistemon speciosus


                                         El limpiatubos

       El nombre callistemon proviene del griego y significa: de bellos estambres. En Melilla es muy difícil encontrar los colores del otoño, porque casi todo su arbolado autóctono u ornamental es de hoja perenne. Aun así, ya encontramos el pasado año al plátano de sombra, y este año a las moreras, de las que daremos cuenta en una próxima entrada.

            Asesorados por nuestro colaborador botánico, Manolo Tapia, hemos identificado al Callistemon speciosus o rojo, también llamado limpiatubos o cepillo, porque su flores recuerdan a los “cepìllos” para limpiar las flautas, o las pipas para fumar tabaco, artículo éste último que ya ha desaparecido de nuestra vista.

            Se trata de una especie endémica de Australia, desde donde fue traída a Europa como árbol o arbusto ornamental. Estos dos fotografiados se encuentran en la plaza de Daoíz y Velarde, en el barrio del Tesorillo, antes del General Arizón.

             Los árboles puede llegar a alcanzar los 10 metros de altura, pero al ser una planta de introducción reciente, las que pueden verse en Melilla son de pequeño tamaño. Su madera es muy dura y se emplea para fabricar utensilios de labranza, mientras que las infusiones de sus flores tienen propiedades antisépticas, broncodilatadoras y expectorantes. Su floración suele producirse en primavera, aunque tampoco resulta extraño que florezca en otras épocas del año.

Fuente: Paseos botánicos por Melilla, Antonio González y Carmen Enrique.

Asociación de Vecinos en el Barrio del Real


 

       Ante los problemas que están atravesando los barrios de la ciudad, y sobre todo, el Barrio de Real, son muchos los vecinos y antiguos socios de la  asociación vecinal del barrio, Unidad,  que se preguntan por qué se dejó caer la tradicional asociación, y por que no se relanza la misma.

         Hay decenas de asociaciones culturales y vecinales en otros barrios que reciben ingentes y anuales subvenciones, mientras que la asociación del Barrio del Real desapareció, sin pena ni gloria, hace más de una década.

           Son muchos los vecinos del barrio, de los de siempre o los que llegaron al mismo antes de la expansión inmobiliaria, que piensa que de haber existido un movimiento vecinal articulado, no se hubiera producido el desastre urbanístico del centenario bulevar de la calle de La legión. Un barrio de más de 13.000 habitantes, no puede estar representado por una sola voz. Este es el motivo por el que este grupo de vecinos, intenta volver a poner en marcha la asociación Unidad, que es la que consideran que representaba la voz tradicional del barrio.

              También lamentan la desaparición de la biblioteca, que se formó con las aportaciones de los vecinos, y que hoy sirve de alimento a los roedores y a insectos, que se nutren de la pasta de papel.

           Estos mismos vecinos, quieren ponerse en contacto con los últimos responsables de la asociación, para hacer resurgir el movimiento vecinal del Barrio del Real, uno de los más antiguos de la ciudad, y el más populoso.