El aniversario de la rendición de Almería


Tabernas, La Alcazaba de la rendición de Almería

Enrique Delgado

                       El 3 de diciembre de 1489, en la alcazaba de Tabernas, frente a Los Reyes Católicos, Muhammad XII Al Zagal, hizo efectiva la rendición de la ciudad de Almería y de toda su comarca. El cerrojo sobre la ciudad de Granada estaba ya echado. Dos años antes, en 1487, había caído tras un durísimo asedio la ciudad de Málaga.  En aquella época el mensaje era este. La conquista garantizaba la explanación y asolamiento de la ciudad, la muerte de la mayor parte de los varones y la venta como esclavos de las mujeres y de los niños. Solo la rendición pactada permitía salvar las vidas, conservar los edificios y mantener las pertenencias. El mensaje se entendió  perfectamente en la Taifa de Almería.

              En 1488, Alabez, último alcaide musulmán de Mojacar solicita enviar este mensaje a Los Reyes Católicos a través del comendador Garcilaso: “Cristiano, di a tus Reyes que no tomen a insulto nuestro modo de proceder. Yo soy tan español como tú. Cuando llevamos los de mi raza más de 700 años de vivir en España nos decís: Sois extranjeros, volver al mar. En África nos aguarda una costa inhospitalaria, que, de fijo, nos dirá como vosotros*”. Alabez consiguió el respeto a la vida y haciendas de la población musulmana por parte de Sus Majestades Católicas.

            Muhammad XII Al Gazal, estaba atrapado tras la conquista al asalto de Málaga y de Guadix,  y por el durísimo trato que recibieron. En los primeros días de diciembre, Al Zagal inicia el parlamento y conversaciones con los enviados y con el propio Rey Fernando. Las capitulaciones se firman en la alcazaba de Tabernas el 3 de diciembre, lugar en el que permanecen alojados Los Reyes Fernando e Isabel. La entrega de Almería se pacta para el día 23 de diciembre, a los veinte días de la firma del documento. En la ciudad se llevan a cabo los preparativos, el principal el adaptar la mezquita aljama al culto cristiano, bajo la advocación de San Juan Bautista. Sin embargo, se establecían tres días de excepción, entre la fecha de entrega de la ciudad, y la entrada en ella de Los Reyes Católicos, que se produjo el día 26, festividad de San Estaban. Un día antes habían recibido la ciudad de Guadix.

       Todo esto lo hemos podido aclarar gracias a un documento publicado y traducido por Raúl González Arévalo, y sacado de los archivos de Los Sforza en Milán. Teníamos pendiente una visita a la alcazaba de Tabernas, prácticamente desaparecida. La hemos llevado a cabo en los mismos días en los que se produjo la rendición de Almería, pero 525 años después. Las luces son las mismas. La alcazaba de Tabernas se encuentra a 25 kms. de la ciudad de Almería.

       Un día de diciembre de 1489, Al Zagal, Alcaide de Almería, vio por última vez estas luces desde el castillo de Tabernas, como muchos otros que entregaron sus ciudades a los cristianos, permanecieron apenas unos meses en estas tierras que después de 7 siglos, habían dejado de pertenecerles, a ellos y a sus gentes, para luego viajar hacia Marruecos y desaparecer de la historia en lo más profundo de la Berbería.

         Son las mismas luces, las mismas imágenes y los mismos lugares que vieron ellos, musulmanes y cristianos, un día de diciembre de 1489, y que hoy mostramos y compartimos  desde El Alminar de Melilla. La belleza del lugar es inmensa. 5 siglos de historia nos contemplan y contemplamos 5 siglos de historia.

Nota: * Mojacar, Carlos Almendros

Anuncios

10 Respuestas a “El aniversario de la rendición de Almería

  1. Estupenda lección de historia de un lugar muy concreto y maravillosas imágenes las que nos acercas. Supongo que la visión del sitio resulta espectacular y emocionante.

  2. Gracias Alétheia por haberte fijado y calificado de esa manera a esta modesta entrada. También agradezco tu regreso. El lugar es espectacular y la visión desde el cerro de Tabernas, en donde está situada la alcazaba es realmente espectacular. La luz es la misma que la que iluminó aquellos días de hace 525 años. Eso es lo que quise reflejar y por eso la visité en los mismos días.

  3. Es un lugar mágico, único. Quedan muy pocos restos en pie de esta otrora soberbia alcazaba. Una parte de la historia se detuvo allí hace 525 años. Hemos unido ese inmenso lapso de tiempo con esta entrada.

  4. Gracias a ti también, Gómez Chosly. Son entradas que buscan combinar las imágenes con el texto, para crear sensaciones diferentes.

  5. Queda muy poco para acabar este año. No sé si esta será la última entrada que tienes prevista, Hospitalario, pero es muy hermosa, y quizá merecería serla, la que cierre el año. Quedarnos con estas imágenes, de todo lo que nos has ofrecido, no sería mal final. Son un regalo visual. Gracias, siempre, por tu labor. Todo tendrá su recompensa.

  6. La Taifa de Almería
    La Alcazaba de Tabernas
    bella sultana y luminosa.
    Testigo mudo de piedra
    de una rendición dolorosa
    la de la Taifa de Almería.

    Después de más de 7 siglos
    expulsados de su Al-Andalus.
    Y tratados como extranjeros
    en la tierra que les vio nacer
    crecer y que enriquecieron
    con mucho trabajo y esfuerzo.

    Según dicen las malas lenguas
    Boabdil, lloró como un niño
    lo que no supo defender como
    un hombre, camino del exilio.
    Embarcando en el puerto de Adra.

    De ser cierto, cualquiera hubiese
    llorado de rabia e impotencia
    por la represión y exterminio
    en Las Alpujarras ,de un pueblo
    soberano que lucho con valor
    y que vendió muy cara su derrota.
    Frente a los cruzados intolerantes.

    Hace años visité Tetuán y Chauen
    y todavía había descendientes de
    aquellos buenos y leales españoles.
    Que conservaban como oro en paño
    las llaves de sus casas granadinas.
    Y notabas como se emocionaban
    al relatar las vivencias de los suyos.

    Fueron despojados de sus casas,haciendas
    ganados, huertos ,tierras de labranza y
    trabajos artesanales para ir muy lejos.
    Sin saber que les depararía el destino
    a ellos y a sus muy desolados familiares.
    Embarcados en una gélida noche triste
    y en frágiles embarcaciones y a merced
    de un mar a veces muy traicionero.

    Rumbo a unas tierras de la otra orilla
    Marruecos. Mil y una gracias, Hospitalario
    por tu histórico, luminoso e ilustrado relato.

  7. Empezamos el año diciendo que 2014 iba a ser el año de “la predicación en el desierto”, y lo hemos acabado en un paraje conocido como “el desierto de Tabernas”. Toda una predicción cumplida. Acabaremos aquí. Esta es y será la última entrada del año.
    Tus poemas se pegan al Alminar como un guante a la mano, Nadorense. Son un complemento perfecto.
    Feliz Año 2015 a todos.
    https://elalminardemelilla.com/2014/01/23/predicar-en-el-desierto/

  8. Feliz año 2015 a todos nuestros amigos. A Hospitalario quiero enviarle un fuerte abrazo.

  9. Gracias a Imparcial y todas/os. Ahora ya el telón ha caído sobre el año 2014. Todo lo que hubo ya está aquí para nuestra historia. Igual que hace 5 siglos, recordamos que incluso el Sol se pone, como aquel 26 de diciembre de 1489 sobre el desierto y la alcazaba de Tabernas. Aquel mundo ya no existe. Solo es un recuerdo, una evocación. Un mundo nuevo se abrió entonces, si es mejor o peor tendrá que valorarlo cada uno.
    Así ocurre en la vida, con respecto a nosotros y a nuestros acontecimientos. Lo que un día cae ya no vuelve, y un tiempo siempre da paso a otro.

Lo que se ha podado retoña; lo ahuyentado vuelve, lo extinguido se enciende; lo adormecido despierta otra vez. Poco es , pues, podar una sola vez; es necesario podar muchas veces, continuamente, si es posible.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s