Carta al director


 

                  Carta abierta a un Presidente ceñudo    

                                          Ignacio Velázquez Rivera  

     Podría haber calificado al Presidente Imbroda  con cualquiera de los miles de adjetivos que, por su manera de hacer política, adornan su personalidad, pero he preferido utilizar este pseudónimo de amenazador para que no dé la sensación de que me siento amedrentado ante  esa deposición que efectuó el otro día, por la que, simplemente, me desterraba de la Ciudad. La  frase que utilizó era de tinte apocalíptico, o sea, revelador: “éste no tiene cabida en Melilla”, refiriéndose a mi persona. Y digo revelador, porque nos enseña el obsesivo deseo de un presidente devorado por el miedo y el despotismo. Miedo a mi presencia y, por ende, hacedor de frases típicas de déspotas medievales: me expulsa, me arroja, me lanza, me despide, me destierra, me excluye, me echa, me prescribe una proscripción, un extrañamiento, tal como los señores feudales solían finiquitar sus cuitas con aquéllos que les quitaban, una veces la razón, otras veces a la dama y, siempre, el sueño.

Todo ello viene a cuento de la tergiversación de mis palabras, cuando dije que Melilla no se merecía un presidente que “le gusta” que un diputado y viceconsejero suyo llame “hijos de puta” a unos periodistas y “maricones y cornudas a sus compinches”, por otras que yo nunca dije: que Melilla no se merecía un presidente como Imbroda.

Pero a la vista de lo visto y oído, voy a tener que darle la razón, no para que no me aplique el extrañamiento, sino porque, efectivamente, Melilla no merece un presidente de tal jaez. Porque Imbroda tiene la mala costumbre o el mal quehacer de no saber separar el ámbito político de las demás esferas del hombre; el discernimiento no es una de sus mejores virtudes y, así, su vituperio lo extiende como una mancha que todo lo inunda en contra de los que no coinciden con su pensamiento, que es único y verdadero, con el intento de anular cualquier voz discrepante.

Yo quiero recordarle al Presidente Imbroda que he vivido 26 años en Melilla, que he sido Jefe del Servicio de Anestesia del Hospital Militar, Adjunto y Jefe de Sección del Hospital Comarcal, Responsable de la Unidad del Dolor, Tesorero del Colegio de Médicos, fundador de la Revista Ánfora Médica, jugador, entrenador, médico y presidente de un equipo de Baloncesto, Presidente de la ciudad durante siete años, ciudadano y promotor del pabellón deportivo que, actualmente, lleva el nombre de su hermano por decisión suya y que, para desmontar al GIL, partido que consideré nefasto para la Ciudad,  lo voté a él en dos ocasiones como Presidente de la Ciudad Autónoma, sin haberme arrepentido de ello. Fundé una familia, estando alguno de mis hijos aún trabajando en la ciudad, aunque otro de ellos tenga que emigrar a Alemania para trabajar, pues ya ha sufrido su política de persecución, de extrañamiento, al no renovarle el contrato que tenía desde hacía más de dos años.

Finalmente, quiero terminar diciéndole que mi decisión de trabajar como anestesiólogo en Melilla es personal y profesional, no política. Melilla necesita más especialistas en anestesiología, Sr. Imbroda. Actualmente, se están incumpliendo las mínimas normas de seguridad para atender las urgencias, pues se precisa un anestesiólogo de presencia física por cada 1.500 partos y no sé si sabe que en Melilla el pasado año hubo 2.600. Son normas de la SEDAR y la SEGO. En Antequera, por ejemplo, hay 9 anestesiólogos; en Motril, 9; en Ceuta, (sé que le irrita) 9; en Guadix, 6; y en Melilla, 5. Todas esas ciudades tienen un menor número de partos y una menor presión asistencial.

El acoso que está ejerciendo para desterrarme sólo contribuirá a que en Melilla disminuya, como ya sucede, la calidad asistencial. Su sectaria, cobarde y miserable venganza política sólo conseguirá que Melilla sea cada vez más pequeña a costa del agrandamiento de su soberbia y de su orgullo, Presidente ceñudo.

PD:  Por cierto, en mi rueda de prensa denuncié las subvenciones dadas a dedo a asociaciones afines y de los insultos vertidos contra periodistas y miembros de la oposición. Su respuesta: la descalificación y el mencionado  extrañamiento. Se califica por sí mismo.

 Nota de El Alminar de Melilla:  El que fuera primer Presidente de la Ciudad de Melilla, Ignacio Velázquez Rivera, nos ha remitido una carta que ya no le publican en ningún medio de comunicación escrito de Melilla. Las cosas han llegado en Melilla a este incalificable  extremo. En las normas del periodismo más elemental, se dice que para que algo sea publicable debe tener uno de estos dos requisitos: “calidad de la noticia o calidad de la persona”. Un ex presidente de Melilla, debería tener derecho a que se publique una carta suya. En El Alminar hemos dicho que le daremos voz a los que no la tienen, o se la quitan, como es el caso. Por este motivo incluimos la carta de Ignacio Velázquez.

44 Respuestas a “Carta al director

  1. Los posibles comentarios se van a controlar con “inconmovible rigor”.

  2. Yo creo que tu blog esta a disposición de todas aquellas personas que así lo deseen. Entre más seamos, más mejor. Ignacio es un político con grandes cualidades y que habría podido tener un porvenir si no hubiera cometido tantos errores.

    hospitalario, cómo era y quién era el Obispo …que decía que el pueblo prefiere vivir en su mentira? No me acuerdo donde lo leí.

    Un saludo.

  3. Melilla está en deuda con este gran hombre , persona comprometida con la ciudad, sus ciudadanos y sus problemática.Has resumido muy bien pero aún tienes muchas cosas que contar ¿verdad?

  4. Bien hecho. “El Alminar hemos dicho que le daremos voz a los que no la tienen”, ahí está la clave.

  5. Cuantos más seamos en El Alminar mucho mejor, eso por supuesto. Me refiero en lo de controlar los comentarios, a que no voy a consertir insultos y otras barbaridades que alteren el hecho principal, o sea, que hemos publicado una carta de un ex presidente de Melilla, que en otros lugares ni siquiera sería publicado y eso en un hecho muy serio. Le hemos dado voz, a alguien del que se ha decretado silencio absoluto, y como este tema tiene pasiones muy encontradas no quiero que haya en El Alminar, algunas de las intervenciones feroces que se leen en otros foros. en lo demás, estamos muy complacidos de publicar aquí esta carta y esta opinión, de una persona muy relevante.

  6. Enhorabuena. La libertad de expresión es un pilar fundamental de la democracia. Perseguir a la oposición intentando dejarlos sin sus puestos de trabajo o tener a la “justicia” al servicio del poder… son prácticas propias de tiranos.

  7. Preferimos contratar a Mimi y no anestesistas, Nuestra salud esta en manos del Sr. Presidente

  8. Gran hombre que pretenden ahora callar, no deberían siquiera intentar mirarle a la cara, porque no tienen ningún tipo de lo que, a ellos, tanto les gusta nombrar: catadura moral.
    Ignacio hizo lo que más correcto creyó para hacer el mejor bien a la ciudad y fue apoyado por el que fuera su partido de cabecera.Y le llegó la oportunidad a la UPM de dejar de ser la amante de los que gobernaban Melilla. Cada uno tiene formas distintas de dar las gracias, por lo que se ve.
    Enhorabuena Hospitalario, Santa Gema te proteja.

  9. No entiendo ni nuca entenderé como un Presidente / Alcalde puede decir la frase “éste no tiene cabida en Melilla”.es fácil de entender que no es de buen Presidente y también de peor Alcalde.
    ¿Y por qué no le preguntan a los profesionales de la sanidad del Hospital Comarcal, preferentemente planta de “Toco Gine”?. Pregúnteseles con el compromiso de aceptar su mejor opinión, que es opinión de expertos sufridores.
    El Sr. Presidente debe ir a las estadísticas del I.N.E., MEC, INEM…: Paro, pobreza, fracaso escolar, distribución de la riqueza…. Son las estadísticas apolíticas del I.N.E., después de 12 años su gobierno, el gobierno de la UPM, ha fracasado. Pensar que en Melilla sobra gente es un lujo que no debe permitirse. se equivocó en la acción, al menos acierte en el reconocimiento.

  10. Esto no se debería consentir.
    Se están poniendo los intereses de un señor que está temeroso de que se puedan sacar a la luz muchas cosas de las que sabe el Sr. Velázquez, a los intereses de todos los melillenses.
    No hay derecho que no dejen que D. Ignacio, si D.IGNACIO, lo repito con mayúsculas, haga su trabajo, cubra esa plaza que necesitan todos los melillenses, sólo y por el mero hecho de no bailarle el plato al gobierno de Melilla.
    Sr. Velázquez, paciencia, que afortunadamente el tiempo pone a cada cual en su sitio, y caerán “las altas torres” de esta ciudad sin ley……

  11. Según leo en tu carta, llena de coherencia y sensatez, deduzco que la libertad de expresion es una utopia, un espejismo, al menos eso ha quedado patente. Me pregunto entonces si los ciudadanos solo estamos para mantener las cuotas de poder y determinados privilegios para algunos, para que nos hagan creer que tenemos voto y voz para expresar lo que queramos y donde queramos, y luego de un plumazo te quiten esa posibilidad en los círculos controlados por el poder. Mantenemos esa situación por nuestra culpa, por creer en las palabras y no en los hechos, por tener miedo a la incertidumbre, por tener miedo a perder el status, porque no somos libres realmente, vivimos anclados en la doble moral, y no damos el paso a despojarnos de esa falsa capa de diplomacia. Probablemente lo que moleste de ti, no son tus afirmaciones, ni tus comentarios, ni que estés o no en el poder, si no que contigo hubo alternativa de gobierno, y eso escuece y mucho. Un Saludo y me alegro que en lo profesional te vaya tan bien, lo mereces.

  12. Enhorabuena por la carta.

    No entiendo como pueden poner por delante de los intereses de los melillenses, los intereses políticos. Aún sabiendo la valía de D. Ignacio, es indignante.
    Vaya tropa de indecentes, movidos únicamente por y para su bienestar.
    Así nos va de bien.
    Siga ADELANTE Sr. Velázquez, que eso escuece y mucho.
    Le deseo lo mejor porque se lo merece.

  13. Gran hombre D. Ignacio.
    Merece todos mis respetos, y los que no quieren reconocer su gran valía como profesional no merecen nada.
    Es porque conocen su gran valor por lo que le tienen miedo y prefieren verlo lejos de Melilla. Y claro los melillenses les importamos un bledo, sólo protegerse ellos mismos y ya está.
    Penoso panorama de esta ciudad, deprimente diría yo.
    ADELANTE Sr. Velázquez y que tiemblen, no se deje amilanar por ninguno de éstos…

  14. Hola

    Desde mi ignorancia, no comprendo como aqui siempre se habla bien de velazquez, cuando esta dos veces por prevaricacion e inhabilitado por 3 lustros. Siempre que iba yo a melilla mi impresion es que manejaba el ayuntamiento y la ciudad como su cortijo. Mi pregunta es, que me he perdido?

  15. Pedro Martínez Aguado

    Totalmente de acuerdo, Sr. Jesus. Lo tratan como si fuera el Mesías, o el Salvador de Melilla. Es increíble. Que no te den paja, Sr. hospitalario, cambia la “mentalidad” de esperar que Velazquez es la solución. Las urnas han hablado. Por favor que este blog no se convierta en padrino de Ignacio Velázquez y adoptarlo como “mascota”. Todos sabemos quién y qué fue Ignacio Velázquez Rivera. Esta es mi opinión, estrictamente personal.

    Atentos saludos.

  16. La cuestión no es si Velázquez es bueno o malo. La cuestión no es ni defenderlo, ni vituperarlo. Cada cual se defiende o denigra con sus propios actos. Eso que cada uno lo valore como prefiera.
    Todo es más simple. Hablamos o hablo de censura. ¿ Porqué no se publican sus cartas al director en los medios escritos ?, o ¿porqué existe el derecho a agredir verbalmente desde el Poder político y no se tiene el derecho de respuesta?.
    Es sencillo: ¿ Hay censura en Melilla?, ¿ se persigue a las personas por el simple hecho de discrepar?. Cuando me respondáis a eso, podemos seguir hablando.
    Yo no defiendo a Ignacio Velázquez, eso lo hace él. Yo no ataco al presidente Imbroda. Solo he publicado una carta remitida. ¿ Es difícil de entender esto?.

  17. Personalmente yo no he entrado a valorar la trayectoria politica de Velazquez, que quizás no esté impoluta, ¿quién la tiene? ¿quién no tiene un pasado? Si valoramos la politica actual encontraríamos algunos flecos también. Ni le ataco, ni le defiendo. Aqui se ha expuesto una carta que no tenía cabida en otro lugar. Y yo apelo a eso, a la libertad de expresión, recogida en nuestra constitución, amparada por el estado de derecho en el que vivimos en España. Y decirle a PEDRO MARTINEZ que me gusta verle escribir en el blog, pone la nota de color, de color azul quizás, a mi me gusta el azul y el púrpura tambien. Presiento que aunque discrepa muchas veces, está cautivado y enganchado al blog, como muchos de nosotros. Precisamente por eso, porque aqui hay libertad de expresión desde el anonimato o sin él. Y si el administrador nos indica que pongamos nuestro nombre lo haremos. “Conocereis la verdad, y os hara libres”

  18. Muy bien, Sr.Jesús, totalmente de acuerdo.

  19. ¿ Si Ignacio Velazquez convirtió a Melilla en un cortijo y por eso se le presentó una moción de censura, cómo llamaríamos al estado actual de la ciudad y qué es lo que tendríamos que hacer ?.
    Melilla es un coto, esclavizado, lleno de miedo.
    ¿Habéis leído la noticia en MH, referida a que del espectáculo del romancero gitano, se han puesto 300 entradas a la venta o reparto y el resto, las 600 para “protecuelo”?.
    La sitiación de Melilla es vergonzosa y humillante para el ciudadano.
    Nadie va a tener que decir su nombre en El Alminar, salvo el que quiera hacerlo. Ya estamos nosotros para “proteger a aquellos que no pueden defenderse”.

  20. Totalmente de acuerdo Hospitalario.

  21. Pues entonces muy muy muy mal deben estar las cosas en melilla para que los de ahora hagan bueno a Velazquez. Algo huele (muy) mal en melilla.

  22. Pedro Martínez Aguado

    Sr. Cruz de Malta, yo escribo con nombre y apellido. ¿No cree Vd. que es arriesgado afirmar que yo estoy enganchado? No crea porque me seca los ojos. Te confieso que si no visitamos el blog de vez en cuando, tengo toda la sensación de que el Sr. Hospitalario estaría escribiendo para él mismo, este tipo de cosas. En todos los blogs sienta bien saber que los “ladridos” son escuchados. En cualquier caso, esa supuesta ausencia de público lleva a que, ante todo, el Sr. hospitalario, intente ser HONESTO. Y, en definitiva, quizá como tú no espero gran cosa del color Azul, pero del color opuesto sencillamente no espero nada.

    Espero que el Sr. hospitalario, escriba bastante sobre los pasos que se deben tomar para acabar con la crisis. Vd. que habla de que la “Verdad nos hará libres” (Frase de Ntro. Señor Jesucristo). ¿Quién posee la verdad absoluta? Nadie. Si Vd. sabe acerca de ella nos gustaría que diese a conocer cómo salir de la crisis heredada de Zapatero, en todo caso, solo es responsable de su desastrosa solución.

    Resulta cansino fomentar el victimismo de Ignacio Velázquez Rivera.

    Cordiales saludos.

  23. No mezclemos las cosas de Ntro. Señor Jesucristo, con las del César. Hablábamos de un César caído (Velázquez) y de otro en ejercicio (Imbroda). La frase sobre “la verdad” vino demasiado grande.
    Hablaré de la crisis y de sus posibles soluciones. Una de ellas no es “la amnistia fiscal” a los defraudadores, a los sinvergüenzas. Todo a su tiempo.
    Gracias Pedro por entrar a visitar El Alminar con frecuencia, y acompañarme en esta soledad compartida. Ahora misma hay 800 visitas al día y muchas veces pienso: ¿ Son 800 personas visitando El Alminar o somos 80 entrando 100 veces al día?.
    En cualquier caso está muy bien. Este blog se ha convertido en un espacio creado desde la libertad, para la libertad y en libertad.

  24. No estamos discutiendo, salvo excepciones el fondo de la carta escrita por Ignacio Velázquez. No estamos valorando el porqué a un ex presidente de Melilla, no se le permite publicar una carta en los medios de comunicación.
    El asunto es muchísimo más grave de lo que parece.

  25. “Conocereis la verdad, y la verdad os hara libre”, palabras del evangelio de San Juán(8: 31-36). Habrá algo más real en el evangelio que esta frase SR, PEDRO MTNEZ. Jesús de Nazaret estaba en contra del poder, de la opresión, del rico, del fariseo, él no vino a fundar estamentos, sino a desmantelarlos.Si nos vamos al contexto politico, esta frase enaltece el valor de la libertad de expresión.
    Yo si espero cosas del color azul, y del purpura, y rojo, y verde, de todos. Entre todos podemos mejorar la situación actual. Desde luego yo no tengo la clave, pero si usted me aporta alguna, lo debatimos.
    Puede que no este enganchado, pero reconozca al menos que le gusta el blog.

  26. “Verdad nos hará libres” ? ? ? pero cual es la “verdad” ? ? ? cada uno tiene la suya….

  27. Recomiendo mucho cuidado con las observaciones acerca del mundo judicial. He suprimido un comentario por considerarlo temerario e imposible de asumir. No todas las opiniones son expresables. Podemos hablar del intento de instrumentalización de La Justicia por parte del mundo político, pero nunca asociarlo a nombres y apellidos.

  28. Pedro Martínez Aguado

    La respuesta que me da no quita un ápice a la verdad de lo que yo estoy planteando como inquietud. Con toda sinceridad, Sr. hospitalario, no me creo que no se le permite publicar la “SUPUESTA” carta. No hay censura, porque Velázquez siempre ha podido decir lo que piensa. Pero Vd. ha extendido quizás intencionalmente como “censura”, en Melilla la “censura” es siempre la excusa. Todo vale contra el Gobierno, contra el “César”. Lo siento, pero esta vez, vuelve el “panfleto”.

    Coridales saludos.

  29. O sea, Pedro. No quieres creerte que esa carta de Ignacio Velázquez publicada en El Alminar, no pueda ser reproducida en cualquier medio escrito de Melilla. Te permito copiarla y con autorización de El Alminar, prueba a mandarla a donde tú creas adecuado. Luego me cuentas el resultado. Un saludo cordial.

  30. Pedro Martínez Aguado

    Sr. hospitalario, no voy a entrar en ese juego. No merece la pena. La supuesta carta del aspirante a César (Ignacio Velázquez) es victimista y tiene como objetivo justificar sus oscuros intereses. En mi opinión, todo está orquestado y forma parte de un argumento victimista desde su salida del PP. Como tantas otras veces, el culto al victimismo. En fin.

    Cordiales saludos.

  31. Pedro Martínez Aguado

    ¡Es Melilla! ¡Es España! No estamos en Cuba.

  32. Aunque no lo diga El Quijote, “cosas veredes, amigo Sancho”.

  33. Siento discrepar “la verdad no os hará libres” por mucho que sea una frase “divina” . Verdad y libertad son conceptos demasiado complejos. Aquí de lo que se trata es de cosas tan mundanas como libertad de expresión, separación de poderes, igualdad ante la ley…vamos esas cosillas que cuando se llega al poder escuecen tanto y dan tantas tentaciones de manipular para beneficio propio. Los mecanismos de control en una democracia es lo que no debe fallar y uno de ellos es la libertad de expresión de la oposición a la que no se puede amordazar segando la hierba bajo sus pies con métodos mafiosos (trabajos, enredos judiciales…). No comparto la ideología de Velázquez en …¿Nada? Pero la censura no es admisible y lás persecuciones tampoco. En eso somos todos vulnerables. Me importa un bledo el víctimismo de Velázquez, está claro que los odios personales y más enconados vienen de los que has tenido más cerca.
    Que la censura en Melilla es un hecho me cuesta creer que alguien lo dude. Yo la prensa solo la miro para ver las fotos. Propongo un nuevo juego coleccionable : “Mariquitinas TU GOBIERNO. Recortables en la prensa local. Variedad de trajecitos (faralaes,disfraces, mantillas y capirotes, traje de acompañar mimistros/as, puestas de medallas de oro, inauguraciones, ruedas de prensa) así como sus complementos”. De nada.

  34. Apuesto por la idea de Amanda, con el primer fascículo un armario bien grande para la colección de trajes y complementos.

  35. Bueno y del Monolito de Monte Arruit, qué?. Es que ya nos hemos olvidado.
    La verdad Hospitalario, debes disculparme si no encuentro la página donde se refiere ese tema. Menos mal que en el “Melilla Hoy”, ese señor, desde su “rincón” parece que se lo está tomando muy en serio, y le sigo. El tío es que no cesa en escribir sobre el tema, y parece que en vez de escribir desde un rincón lo hace, a pleno pulmón, desde las murallas del Pueblo. Hoy lo ha salido con los nombres de los cañones que hubo en Melilla, en la antigüedad. Es formidable que una persona, que imagino será un amante de nuestra historia, posea esos datos tan precisos sobre esos cañones; y esté solo dando caña a estos politiquillos de tres al cuarto que tenemos en la ciudad; y además, me imagino que no cobrará ni un céntimo. Si te digo la verdad: Siento envidia.

  36. Pues muy sencillo: porque tiene los suficientes redaños para hacerlo, y además con propiedad y datos fehacientes. Estos señores que cobran una pasta gansa, con personas de confianza, que también perciben sus buenos, más bien mal pagados, euros, debieran sentir vergüenza si es que alguno de ellos lee este blog. Y si ese señor, que escribe desde un rincón en el periódico, lo hace con toda la contundencia para que sean atendidas sus sencillas peticiones, desde estas páginas creo que nosotros debemos animarle. Así que yo le animo y le felicito.

  37. De acuerdo con Hospitalario, hay que dar cancha a la libertad de expresión en este blog cuando hay medios informativos que no lo hacen, por eso al Alminar lo llamo océano de libertad.
    Ahora bien, de la misma manera que siento vergüenza cuando me recuerdan que Imbroda es mi presidente, también la siento cuando me recuerdan que Velázquez también lo fue. Para que os voy a mentir. Pero también la siento cuando recuerdo que Gonzalo Hernández también fue alcade mío. Un poco de honradez nos iría de perlas por una vez en Melilla.

  38. Te faltan Enrique Palacios y Mustafa Aberchán en tu lista. Yo de todos me quedo con Mustafa Aberchán. Creo que fue un muy digno Presidente. Por cierto, ¿por qué Imbroda sigue negándose a poner ambos retratos en el salón de Plenos del Ayuntamiento?. ¿ No le caben?.

  39. Así los deshonra, por eso no los pone. Una buena dosis de historia reciente no le vendría mal al paisaje humano que tenemos en la Ciudad, pero la verdadera historia, sin tamiz y sin censuras. Las verdades de los que hablan de oídas ya nos la conocemos y en Melilla tenemos Poniente, Levante y el aire que le da a cada uno.
    Saludos cordiales.

  40. Y un apunte más, antes de ir a otros asuntos, Ignacio volverá o no a la política si así lo deciden sus condenas y el pueblo del que emana su poder. Pero es indiscutible que el partido que él ha fundado tiene dos grandísimos diputados de los que no hay mácula que reflejar en el espejo. Y a ellos los puso el pueblo. Si algún día tiene que gobernar este partido del que hablo será por la eficacia de éstos. Pero sí queréis abrimos el debate y vemos los asuntitos de los que rodean a otros partidos locales.
    Saludos más cordiales aún.

  41. No es mala idea Carmen Vanesa. Buscaré el planteamiento adecuado. Lo apunto en mi libreta.

  42. ¿ Océano de libertad ?. El Alminar pudiera ser un océano, desde luego ya se puede navegar dentro de él. El número de entradas así lo permite. En cualquier caso es el reflejo de un universo, de un mundo, el que está y bulle en mi cabeza y como tal lo muestro y lo vuelco de modo escrito. ¿Quién puede navegar dentro de sí de modo permanente?, ¿dónde está el límite de uno mismo?. El Alminar es un universo en expansión, al que ayudan todos los que lo visitan y colaboran con sus opiniones. El Alminar cambia constantemente. No todos las cosas interesan a las mismas personas y no siempre están presentes los mismos colaboradores.
    Tanto como de libertad no me atrevería a calificarlo. Es una expresión de libertad, o creado en libertad. Sin embargo, la sombra nos acecha siempre. Hay cosas que rodean a El Alminar y que vigilo y contemplo.Los servidores de lo oscuro están cerca. Como decía Abderrahman III: ” Cuanto más alto es el alminar, más llama la atención del enemigo”. Estamos siempre alerta.

  43. Conocí este blog de forma casual, el destino quizo que lo descubriera, y en este tiempo he sacado una conclusión al hilo de esa libertad que hablas. Probablemente a todos nos gustaria decir las cosas más claras y llamar a cada cosa por su nombre, pero como dices acechan buscando el deslíz, lo sabrás mejor que nadie, pero El Alminar nos invita a ser libres, a ejercer nuestra capacidad de poder expresarnos, que lejos de ser un privilegio es un derecho que tenemos, guste o no. Yo veo que este lugar tiene cabida para todos, y desfilan por él diferentes opiniones y criterios de los temas conviviendo en paz, con marcadas discrepancias, que me parecen bien, si todos opinamos igual seria aburrido, no habría replica ni poda. Personalmente felicito a aquellos que se van un poco más de la lengua y sueltan todo aquello que todos queremos oir. Y a ti Hospitalario, te animo a seguir escribiendo tus temas, con esos saltos de contenidos entre unos y otros, ahí está el éxito. Lo has creado desde la libertad¿no? pués sigue buscandola con nuestra ayuda.

  44. Gracias Cruz de Malta. El Alminar está apoyado por 700 visitas diarias y por 400 comentarios al mes. Son cifras que encumbran y que a la vez obligan. Por un lado me siento expuesto, al desvelar parte de mi modo de ver las cosas, y también me siento protegido por todos esos que leen diariamente lo que aquí se escribe. Como decía una letra de Barricada: “Cuesta mucho esfuerzo, mantenerse sin caer”. Tu aparición fue sorprendente y guiada por el destino. Tengo muy en cuenta tu apoyo cosntante y tu presencia tan cercana.

¡Bendita perseverancia la del borrico en la noria!. Siempre al mismo paso, siempre las mismas vueltas.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .