Archivo mensual: septiembre 2015

Estampas de la peatonalización del Real


           Insistiremos una y otra vez, las que sean  necesarias, sobre el absurdo resultado final de la obras del Barrio del Real, que ha concluido con la desfiguración del centenario bulevar del barrio. Aunque muchos no lo crean, aceras y bordillos estaban pensados para proteger a los peatones. La calle de La Legión es ahora un lugar peligroso para circular y para pasear. Al quedar al mismo nivel tanto la calzada de vehículos, como las aceras y la zona central, la vigilancia sobre los niños que juegan debe ser constante, porque éstos tienden a rebasar los ya inexistente límites. Esa era la función que cumplían los bordillos.

               Los enormes maceteros de forjado, instalados  por todos lados, siguen resultando peligrosos. Están a la altura de las rodillas y es muy fácil golpearse con ellos, al estrechar la propia acera,  invadida por las terrazas de los locales de restauración, que antes estaban ubicadas en la zona central. Esto está provocando la eliminación de las pocas zonas disponibles de aparcamiento. La consecuencia es que ahora los peatones deben circular por la calzada de vehículos, porque la acera está intransitable. Cada semana reflejaremos un aspecto de esta obra absurda, de esta gran dilapidación de dinero público.

                    Los locales de restauración están instalando sus propios maceteros para delimitar su zona, y defender también a los propios clientes, que se ven obligados a tomar sus consumiciones rodeados de vehículos, o con éstos pasando al ras. Especialmente peligrosas resultan las mesas instaladas junto a las esquinas de giro. Es el mayor despropósito urbanístico de la historia de la ciudad. Ahora están instalando un vallado metálico en las inmediaciones de los colegios, para proteger a los niños de la “zona de prioridad peatonal”. Cada vez es más estrecho el espacio para coches en la calzada y para los peatones en la acera. La zona central del bulevar, sometido a podas devastadoras en su arbolado, es una plancha solar intransitable. La mezcla del pavimento antiguo y nuevo no puede resultar peor.

Anuncios

Paquita, una campana francesa


          Enrique Delgado  

     Esta es una historia antigua y casi olvidada y que todos recordarán en cuanto la pongamos por escrito. Nuestra ciudad está llena de archivos personales inconsultables, sin otra finalidad que la de ocultar datos, documentos, fotografías. Solo cuando alguien escribe, recuerda o redescubre  algo ya olvidado o destinado a perderse, los “megadateros” se reúnen en sus cuevas, echan manos de sus copiosos datos, de sus abundantes y desconocidas fotografías y se quedan satisfechos porque esto tampoco pone en cuestión su hegemonía. Luego todo será pasto de los vampiros de ideas y de los plagiadores.

                                            Historia de una campana francesa

       Esta es una historia del Alminar. Nos es indiferente quién haya escrito antes o quién lo haga después. Nadie hasta esta fecha se ha subido al cielo de “Paquita”, la ha limpiado, la ha acariciado y ha extraído todos sus secretos, que tampoco son tantos. Conocemos este lugar desde el año 2007. Siempre lo habíamos visto desde abajo, nunca desde arriba, a la misma  altura de Paquita, sobre su cielo.

        Es un dato común que la capilla del Centro Asistencial fue inaugurada un 4 de febrero de 1928. No es tan conocido que la campana, de nombre Paquita, dedicada a la esposa de Cándido Lobera, se llame así porque está dedicada a la que fuera su esposa: Francisca Peré.

         La bendición de la campana se efectuó el día 19 de enero de 1928, acto en el que no estuvieron presentes ni Cándido Lobera ni su esposa, por lo que fueron representados por Jaime Tur y su esposa Gloria Barraca. La inauguración de la capìlla estaba prevista para el día 23 de enero, pero tuvo que ser aplazada dada la imposibilidad de la asistencia del matrimonio Lobera. Este es el motivo por el que todo se retrasó hasta el día 4 de febrero de ese año.

                              Fonderie Paccard d Annecy

            Lo que nadie podía imaginar, ni saber, porque jamás fue escrito ni dado a conocer, es que Paquita es una campana francesa, elaborada en una de las fundiciones de campanas más selectas de Francia, las Paccard de la localidad de Annecy, junto al lago del mismo nombre, en la región del Ródano, junto a los Alpes franceses. Este es el secreto que nos reservaba Paquita, y que solo ha mostrado a quien ha estado junto a ella, en el cielo que domina desde el año de 1928.

            Las campanas de Paccard, son consideradas las mejores posibles, por su elegante aspecto, por su dulce y timbrado sonido y por su delicada forma. Se las conoce como  las “stradivarius” de las campanas. Han pasado casi 100 años desde su fabricación y está como el primer día. Se aspecto es diferente a las que hemos visto. Es pequeña y hermosa. La historia que yacía olvidada, ya no se perderá.

En Melilla vuelve a amanecer


               El espectáculo de la plaza de las Culturas

           El concepto “amanacer” en política no suele significar nada bueno. Ahí está el caso de Amanecer Dorado (Χρυσή Αυγή), en Grecia. “En España vuelve a amanecer”, era el última estrofa del himno falangista del Cara al Sol. En el decepcionante espectáculo de luz y sonido (ruido era lo que más había), de la plaza de las culturas se utilizaba como lema el: Amanece Melilla, en colores dorados, al que luego se unía el estrambote de Pasarela entre Culturas.

              Se ha falseado tanto nuestra historia, o es tan difícilmente reivindicable, que resulta complicado utilizar  elementos comunes. Hay elementos comunes, sin lugar a dudas,  a todas las culturas que conforman Melilla, sobre todo las dos mayoritarias y más representativas (cristiana y musulmana), pero es necesario tener ideas. El espectáculo o presentación sobre las murallas resultó anodino, sin contenido y nada representativo con respecto a la ciudad, su historia, o su composición social. Mucho ruido, sobre todo el del tren del mineral, y pocas o casi ninguna nuez. Resultó llamativo lo del tren, porque la extracción del mineral en las montañas de Uixan, resultó ser la causa de la mayor parte y de las más sangrientas  Campañas de Marruecos.

       Melilla tuvo su origen en los muros de Babilonia, al menos eso parecían mostrar los frisos del palacio de Nabuconodosor. El mundo de Bob Esponja, la estafeta de correos alcanzada  por un cañón antiaéreo, los sellos de correos, en donde faltaron algunos, y algunas otras extrañas proyecciones, compusieron  un espectáculo que dejó perplejo a la no muy numeroso publico asistente. Además fue excesivamente corto y sobre todo, ruidoso. ¿Cuánto ha costado esto?, preguntaba alguien. Da igual.

      Todo recordaba demasiado al “Rumbo a Melilla” de 1997. Es un retorno al pasado.

17 de septiembre en Melilla


          Un 2 de julio de 1494, en la villa de Arévalo, España y Portugal firman el conocido como Tratado de Tordesillas, por el cual se van a repartir el mundo conocido. España ha culminado la Reconquista, o la unificación del territorio peninsular, bajo el dominio de la fe de Cristo. Los musulmanes hispanos han perdido el último reino, el  de Granada, en el que se mantuvieron durante casi ocho siglos. El ejército al servicio de los Reyes Católicos es el más potente y mejor entrenado del Mundo. Fernando el Católico quiere conquistar plazas en el norte de África, para vigilar la costa e impedir una nueva invasión del territorio peninsular. Es algo que ya nunca se va a producir, pero en aquel momento no podían saberlo.

               Este es el motivo por el que en el Tratado de Tordesillas se menciona, en siete ocasiones, la necesidad de “conquistar las villas de Melilla y Cazaza que se duda sobre su pertenencia al Reino de Fez, pero con relación a Portugal, pues el límite norte del reparto, se situaba en las fronteras del mencionado reino. Portugal no estaba interesado en el norte y cede en sus pretensiones ante España, reservándose el comercio hacia el sur del continente africano.

                                       Las expediciones españolas sobre Melilla

            Las expediciones de sondeo sobre las posibilidades de ocupar, conquistar o tomar posesión de Melilla se inician apenas firmando el Tratado. Todas ellas coinciden en la dificultad de la empresa. Melilla está habitada en aquel momento, pero no con una gran población y carece de ejército propio. Martín Galindo y Cristobal Colón se posicionarán claramente en contra. Los Reyes Católicos se desentenderán de la empresa.

            Será la Casa de Medina Sidonia, que depende del obispado de Badajoz, la que tomará a su nombre y a su costa la expedición de conquista y ocupación del territorio. Previamente se intentó la negociación directa con los alguaciles o la familia en posesión de la ciudad. La vía de la rendición por pacto fracasa y los alguaciles serán considerados como traidores por los escasos habitantes de la ciudad. Pedirán ayuda al Rey de Fez, pero carece de fuerzas para impedir una invasión  como la que se les venía encima.  Deciden abandonar la ciudad, derruir los adarves, y quemarla, para que “los cristianos no encontrasen nada útil”. Esto lo confirmará Juan león el Africano, quien afirma: que los cristianos tomaron gran disgusto en ver la ciudad en aquel estado.

                                                La cuestión de la fecha

           Todo el mundo sabe, que en estas tierras norteafricanas, siempre hay alguien observándolo todo, por ello, parece ser que la expedición pudo partir desde Gibraltar, para hacerla invisible. Se tomó la decisión de navegar de noche o alejados de la costa, y se escogió el mes de septiembre debido a la mayor continuidad de los vientos de poniente. El desembarco con viento de levante hubiera hecho imposible la navegación el desembarco, de hecho es algo que advirtió claramente el almirante de la Mar Océana Cristobal Colón, quien finalmente aceptó el aplazamiento de su 4º viaje a América, para facilitar el uso de la flota en la conquista y ocupación de Melilla.

              Parece más verosímil que la expedición se formara en 1497, pero es imposible concretar el día del desembarco. Las crónicas solo datan el mes de septiembre como el de partida de la expedición. Queda claro que el gran desembarco no se pudo realizar en un solo día, sino que debió durar al menos una semana o más. Su primer alcaide fue Mariño de Ribera, quien tomó posesión de la ciudad, cuando esta ya estuvo asegurada y reconstruida. Hubo varios viajes desde aquel primero y la zona solo quedo definitivamente en manos españolas, tras varios meses de esforzados y onerosos trabajos.

                      Melilla quedará como una ciudad española, pero Ducal, hasta el día 7 de junio de 1556, fecha en la que la Corona de España tomará posesión de la misma, tras la renuncia de la Casa de Medina Sidonia a seguir sosteniéndola. Este día es, a juicio del Alminar, el verdadero día de la ciudad. El 17 de septiembre es y seguirá siendo una fecha incierta

La fiesta del Sacrificio en Melilla


                     Eid al Adha en Melilla, año 2015

        La fiesta del Sacrifico será celebrada en todo el mundo musulmán o islámico el próximo 23 de septiembre, según el calendario que proporciona Arabia Saudí y que también lo tiene previsto para los próximos años. El único factor de incertidumbre es el diferente criterio de observación que la autoridad religiosa de Marruecos observa con respecto a las autoridades saudíes. Este es el motivo por el que de manera tradicional, tanto el inicio del mes de ayuno o Ramadán y la fiesta del Sacrificio, suela celebrarse en el Reino Alauí con un día de diferencia con respecto al resto del mundo islámico, que conforma una comunidad o “umma“.

          El calendario musulmán se rige por la luna, tiene doce meses de 30 y 29 días, que se suceden de modo alterno. Al igual que el en calendario solar tiene año bisiesto. Su duración es de 254 días y compone un ciclo de 30 años. Se adelanta pues 11 días con respecto al calendario solar.

              De modo inesperado, el presenta año 22015, Marruecos inició y acabó el mes de Ramadán al igual que la totalidad de la comunidad islámica mundial. Eso quiere decir que la fiesta del Sacrificio se llevará a cabo el cercano día 23 de septiembre, o el día siguiente, el 24 de septiembre. Es algo que habíamos escrito hace justamente un año* : …..El próximo Aid el Adha 2015 se corresponde con el próximo 23 de septiembre, miércoles, y se celebrará en Marruecos el día 24 de septiembre, jueves, pero en Melilla se ha declarado festivo no laborable el día 25, viernes, o sea, el día después. Nuevamente nos encontraremos con un día festivo real, el jueves, y otro supuesto, el viernes.

             Todavía es pronto para decir si la coincidencia del Ramadán marroquí, con el del resto de la comunidad musulmana mundial es ocasional, o marcará una tendencia en los próximos años. Parece que este año se asegura que la fiesta del Sacrifico será el próximo día 24 en Marruecos y su zona de influencia, pero nada es seguro. Lo lógico sería que si el Ramadán último coincidió con el resto de la “Umma“, la fiesta se celebrase el 23….pero aquí decide la autoridad religiosa marroquí, encarnada en la persona de Mohamed VI.

             Por lo que a Melilla respecta, solo cabe desear una feliz fiesta a la Comunidad Musulmana y comunicar al resto de los melillenses, que tanto el día 24, fiesta oficiosa, como el día 25, fiesta oficial, el cierre de comercios y establecimientos será total.

                      Las próximas fiestas de Eid al Adha

                       2016  Eid al Adha  (11 de septiembre)

                       2017  Eid al  Adha (1 de septiembre)

                        2018 Eid al Adha (21 de agosto)

Un cambio sin sentido


                 ¿Tiene sentido cambiar  la dirección de tráfico en la calle Millán Astray en la mitad de la calle, y romper una vía natural hacia el centro de la ciudad?. ¿Tiene sentido prohibir el aparcamiento en los dos sentidos de esa calle, solo porque hay una guardería en ella?. ¿Por qué no se hace esa distinción en todos los centros educativos de Melilla, empezando por La Salle?. ¿Tiene sentido rectificar la prohibición de aparcamiento frente a la guardería de Pepita Calles, y cambiarla dos veces más en solo tres días?. ¿Tiene sentido prohibir el estacionamiento, en ambos laterales, solo en los tramos horarios de entrada y salida de la guardería?. La respuesta a todas las preguntas es: no. La confusión creada es inmensa. Realmente no se sabe cuáles son las horas de estacionamientos. La situación creada revela a la perfección la falta de rumbo político de la ciudad. Toda va a la deriva.

                Se podría haber reservado la zona de aparcamiento en la acera colindante a la guardería, pero en el mismo sentido de la circulación que tenía, porque sería mucho más cómo y natural el acceso por la mano derecha, en el sentido de la circulación en España. Ahora, lo peligroso es atravesar la calle Músico Granados, saliendo de la guardería, y atravesar los dos sentidos de la circulación.

                  Lo único que hay que cambiar en esta calle es el nombre. Dicen que rectificar es de sabios, por eso nunca rectifican.

Micaela, la mayor campana de Melilla


    Micaela es la mayor campana de Melilla, y en sus tiempos se dijo que era una de las mayores de la diócesis de Málaga.  Fue bendecida el 22 de enero de 1953, en presencia del entonces obispo de Málaga,  monseñor Ángel Herrera Oria. Esta dedicada a María Inmaculada y dedicada específicamente a la parroquia de Santa María Micaela. Esta montada sobre un enorme yunque metálico, dado su enorme peso, que es de 561 kilogramos. Fue fundida en los talleres de Bautista Rosel Soler, de Azaneta (Valencia). Por delegación expresa del obispo, fue el párroco Manuel Guerrero el primero en tañer la enorme campana

              La Iglesia se encuentra en uno de los cerros más elevados de la ciudad, el de Camellos, a 72 metros sobre el nivel del mar. No hay otro templo en un lugar más alto  en Melilla. Desde las alturas de su campanario, se observan unas de las mejores vistas de la ciudad. Justo enfrente se encuentra el cerro de Reina Regente, de equivalente altura. Allí hay otro templo, una mezquita en este caso, pero en una cota un poco más baja, lo que unido a la mayor altura del campanario, convierte a la iglesia de Santa María Micaela en el lugar más elevado desde el que se invoca a Dios.

                 El yunque tiene una viga metálica que sostiene la campana por las asas. El enorme badajo, que golpea sobre los labios de la campana,  está sostenido por una argolla de acero. A su lado hay una pequeña campana auxiliar. Todo el conjunto está bastante oxidado y presenta un estado deteriorado.